El portavoz del Grupo Socialista, Juan Espadas, y el concejal Juan Miguel Bazaga se reunieron esta semana con vecinos para analizar el proyecto de construcción de una nueva comisaría en el distrito Bellavista que «sigue acumulando retrasos y que continúa sin plazos pese a los numerosos anuncios realizados por parte del gobierno de Zoido. El último de ellos, en julio pasado cuando el propio alcalde acudió al solar de Bellavista para anunciar que las obras se licitarían en el tercer trimestre de 2012». «Otra promesa de plazo falso que se acumula a los vaivenes y desmentidos cruzados por diferentes miembros del Gobierno en estos dos años perdidos, pese a que Zoido se encontró con 827.836 euros en remanentes de tesorería para este proyecto, que es una de las principales demandas de los vecinos. Dejó pasar 2012 sin consignar ni un euro, y pese a haber incluido 499.925 euros en los presupuestos de 2013, aún sigue con el expediente paralizado y sin haber iniciado la modificación que requieren los pliegos de condiciones», explicó el portavoz socialista, Juan Espadas.

El gobierno de Zoido anunció en el inicio del mandato que en noviembre de 2011 ya se habrían licitado las obras, plazo que luego el propio Juan Ignacio Zoido prorrogó hasta el mes de diciembre de 2012 presionado después de que su propio delegado del distrito, Rafael Belmonte, votara en contra de una moción en la Junta de Distrito que instaba al uso de los fondos disponibles. Se da la circunstancia de que desde la inicial delegada del distrito, Pía Halcón, hasta los diferentes responsables de Seguridad y el propio alcalde, «han ido dando versiones contradictorias en estos dos años así como plazos incumplidos, en una falta de sensibilidad hacia una infraestructura demandada por el barrio que sólo puede entenderse ya en clave de castigo».

En cualquier caso, aún no se ha producido la licitación y, según una respuesta escrita remitida por la Delegación de Seguridad al Grupo Socialista, en estos momentos se ha iniciado la modificación del pliego y se inicia el expediente que se ha pasado dos años paralizado. «La imprevisión y el desinterés de Zoido van a provocar que la comisaría de Bellavista no esté construida en este mandato, y que los vecinos sigan sin tener un plazo para el inicio de los trabajos», explicó Espadas.

En este sentido, el portavoz socialista subrayó que ya no se trata de un problema de recursos económicos, ya que existían 927.836 en remanentes de tesorería del anterior mandato para este proyecto y, desde enero de 2013, están consignados en los presupuestos municipales los 499.925 euros restantes. «Han tardado dos años en tramitar la recuperación de los remanentes de los años anteriores y ahora siguen pasando los meses y aún no tienen resueltos los trámites para poder licitar la obra», explicó el portavoz socialista.

Según la respuesta escrita remitida al Grupo Socialista en estos momentos se va a tramitar el expediente de contratación y, para ello, se está modificando el pliego de condiciones para su adaptación a la Ley de contratos del Sector Público para lo que se requiere además otro informe del interventor. Sólo después de estos trámites se podrá licitar la obra que tendrá una duración aproximada de 18 meses.