Hasta en dos propuestas diferentes. La situación del Hospital Militar Vigil de Quiñones fue el punto central de la Junta Municipal del Distrito Bellavista-La Palmera celebrada ayer, y por primera vez, en el CEIP Capitán Julio Coloma, en la habitual rotación de sedes de estos plenos.

La primera iniciativa la expuso Conchita Rivas, presidenta de Bermejales 2000, entidad que ya se había adherido al equipo que surge desde el sindicato médico y que sustentan entidades como la AVV Pedro Salvador, La Salud de Bellavista o Los Andes, por citar algunas. Los motivos, evidentes: ampliar el número de camas, ya no sólo para el Distrito, sino para toda Sevilla, y poder contar con quirófanos y servicio de radiología más cercano», explicaba Rivas.

Lo que buscaba era precisamente eso, dar el apoyo al movimiento ya creado, lo que suscitó las dudas del Grupo Socialista, IU, la AVV Unidad y la Asociación de Mujeres de Bellavista, que se mostraron «de acuerdo con el fondo, con recuperar el Hospital Militar e instar a la Junta de Andalucía a reanudar las obras, pero no con adherirse a una plataforma que desconocemos, y que surge en un momento tan oportuno», explicaba Carmen Fuentes.

Conchita Rivas, de Bermejales 2000, durante su exposición de la propuesta a favor del Hospital Militar / Fran Piñero

Conchita Rivas, de Bermejales 2000, durante su exposición de la propuesta a favor del Hospital Militar / Fran Piñero

Martín Francisco Jiménez, del Ampa Claret, aclaraba que se «trata de una mera coordinadora, no un proyecto que favorezca a nadie».

La propuesta prosperó por 11 votos a favor, los 6 del PP, los de Bermejales 2000, Ampa Pinedapa y Ampa Claret y el del propio presidente de la Junta, Rafael Belmonte. La segunda propuesta, que partía del Partido Popular, se retiró por suponer una reiteración.

Viejas iniciativas

La amplia sesión, que contó con 18 propuestas, comenzó de la mano de una de las asociaciones más activas en estos plenos, Unidad de Bellavista, que recordó unas mejoras, ya aprobadas, que no se habían materializado.

Antonio Andrades y Trinidad Camacho / F. Piñero

Antonio Andrades y Trinidad Camacho / F. Piñero

Así, volvieron a aprobarse por unanimidad la colocación de cancelas en el parque aledaño al CEIP Sebastián y Bandarán y la reurbanización de la calle Apolo. Peticiones actuales, pero que igualmente lograron consenso fueron las de tapar una caja de registro de electricidad del edificio Salamanca, en la avenida de Bellavista, «aunque pertenezca a la comunidad» y la de sustituir unos bancos, colocados recientemente en el entorno del Hotel Bellavista, «que llegan sucios, oxidados y con pintadas, en resumen, desechados»

Antonio Andrades, su presidente, trajo a debate la vuelta al antiguo sistema de aparcamiento de la calle Violeta, al «no satisfacer a todos los vecinos por cuestiones de seguridad». Incluso dudó de la utilidad de e-Democracia, «tal y como se utiliza».

Rafael Belmonte recordó que «no ha dado tiempo a comprobar la eficacia del cambio» y se mostró receptivo a colaborar y facilitar la burocracia, pero «es cosa de Unidad conseguir el consenso de los vecinos, no este foro». La iniciativa no prosperó.

Sin dejar Bellavista, el PSOE solicitó, «como hace un año», la recepción municipal de la barriada Los Naranjitos, y que se adecentase el solar junto a la antigua fábrica Pirotécnica Cross, «por la terrible primera imagen que se tiene de Sevilla al entrar por la Nacional IV». La portavoz, Carmen Fuentes, alabó la disposición de Lipasam, que ya ha iniciado los trámites.

Cuatro de los siete vocales y portavoces del Partido Popular en la sesión de marzo / Fran Piñero

Cuatro de los siete vocales y portavoces del Partido Popular en la sesión de marzo / Fran Piñero

Por último, el PP solicitó bancos parala zona del residencial Valme, Todo con unanimidad, a excepción del apoyo a Pedro Gonzalo, de IU, en su petición de retirada de placas «vestigio de la Dictadura», que aún existen en los bloques 2, 4 y 5 del Cortijo Fase II.

Los populares, delegado incluido, se abstuvieron, al tratarse de una «reiteración». «El alcalde ha manifestado su intención de aplicar la Ley de Memoria Histórica, vigente», explicaba Belmonte.

Bermejales y otros barrios

No sólo hubo propuestas para Bellavista. Los Bermejales también aglutinó varias iniciativas, como la de colocar juegos de mayores en el Parque Periurbano y la de ampliar el servicio de la oficina de Correos, ambas a través de Bermejales 2000.

Representación socialista en la sesión celebrada en el CEIP Julio Coloma / Fran Piñero

Representación socialista en la sesión celebrada en el CEIP Julio Coloma / Fran Piñero

La Popular María Nogales dio fe de las «colas de dos horas para recoger una carta, y del problema, para quien trabaja de mañana, de que la oficina cierre a las 14 horas todos los días».

Precisamente desde el PP, se planteó la posibilidad de instar a la Junta de Andalucía a que dote de presupuesto el proyecto, ya aprobado en 2011 y con suelo adjudicado, de la Universidad Politécnica en Los Bermejales.

El barrio Sector Sur, por su parte, contará con aparatos de gimnasia y juegos infantiles, y se instará a la Junta de Andalucía a recuperar el servicio de ambulancias de El Porvenir, eliminado en 2012, en el que entra este barrio y todos los del Distrito, que ha pasado de disponer de 30 vehículos a 26. «El tiempo de espera de una ambulancia puede estar entre 6 o 7 horas», añadió.

Presidencia de la Junta Municipal, con el delegado Rafael Belmonte /F.P.

Presidencia de la Junta Municipal, con el delegado Rafael Belmonte /F.P.

Por último, el Partido Popular solicitó que la Consejería de Educación contestase a una comunicación enviada por el Defensor del Pueblo, acerca de aumentar el ratio de los colegios Claret e Irlandesas de Bami. Trinidad Camacho, portavoz de la Asociación de Mujeres de Bellavista, recordó que, «concertados o públicos, el ratio debe ser el mismo: 25 niños y niñas».

Hablando de colegios, el José Antonio Gómez, del Ampa Pinedapa, pidió la ampliación de la denominación de la calle Elche, «y los cambios de denominación pertinentes del Servicio de Estadística, pues la ubicación del centro no queda clara en el mapa».