Directivos, profesionales y usuarios de la asociación LIMAM, del barrio de Bellavista, se han manifestado a las puertas del Parlamento junto con otras asociaciones de drogodependencia y adicciones para protestar contra los recortes de la Junta de Andalucía.

LIMAM es una asociación sin ánimo de lucro afincada en pleno corazón del barrio de Bellavista. Su labor es la de atender a las personas que sufren adicciones. Sus acciones son las de prevención, incorporación social, promoción de la salud en la población general y fomento de la participación social. Y ya van para 26 años con esta tarea.

Esta organización junto con muchas otras se han manifestado hoy a las puertas del Parlamento para protestar contra los recortes de la Junta, «según nos ha comunicado la federación, para 2013 hay aprobado un descenso del 45% en las ayudas» explica Gabriel Montoro, presidente de LIMAM.

«La Junta nos da para mantenimiento, prevención e incorporación social, nosotros afortunadamente el mantenimiento lo tenemos casi cubierto pero estos recortes van a suponer un quebranto en la prevención e integración» que son dos pilares fundamentales para la correcta atención de los usuarios. No es la primera vez que la Junta de Andalucía disminuye las prestaciones a este sector tan necesitado, según cuenta Gabriel «es recorte tras recorte».

Como bien ha aclarado Montoro, ellos tienen casi cubiertala permanencia como asociación, al menos para el año que viene, pero muchas de las organizaciones que han estado presentes el Parlamento tendrán que cerrar sus puertas si esta medida se aprueba. Un cierre de puertas que hace mucho daño a un séctor que le sobra de ésto.

Unas trescientas personas han protestado en la Macarena porque no van a consentir «volver a los años 80». A Gabriel le preocupa la decadencia que puede traer esta medida en el sector, la cantidad de gente que se quedará sin una atención fundamental para sus vidas, «hay una frase que nos dijo Chamizo y que a mi me gusta mucho: vamos a volver a los salones parroquiales, que es donde antes se reunían este tipo de organizaciones. Lo peor de todo, es que con estas medidas va a ser verdad».