La artista neoyorkina Olek ha puesto sus ojos en el monumento a San Fernando que reina la Plaza Nueva. Las agujas ya han empezado a cruzarse tejiendo una segunda piel de crochet para la estatua del santo. Lana e hilo cubrirán la efigie del patrón de Sevilla el próximo 31 de octubre en lo que será la última acción de esta artista de renombre internacional que viene de envolver con su obra esculturas de ciudades como Londres, Nueva York o la polaca Lodz.

Olek es el pseudónimo bajo el que la artista, de origen polaco y residente en Nueva York, Agatha Oleksiak ha cubierto medio mundo con su característico crochet. Actividad que la ha colocado como uno de los referentes de la escena mundial, claro ejemplo es pertenecer al selecto grupo de artistas con los que cuenta la galería neoyorquina Jonathan LeVine.

Toro de Wall StreetEn Sevilla, Olek protagonizará una exposición en la Delimbo Gallery situada en la calle Pérez Galdós, en el entorno de la Alfalfa. La muestra, que lleva por título «Santa Ágatha, la torera», propone al espectador un recorrido a través del imaginario atávico por antonomasia y su folclor más tradicional, aproximando contenidos tan dispares como la fenomenología popular española, la remota mitología griega y las onomásticas.

Aprovechando su paso por Sevilla, la neoyorkina realizará tres acciones en la vía pública. La primera, y única conocida hasta la fecha, está ideada para la estatua de San Fernando a caballo en la Plaza Nueva. Una intervención que, por lo que se ha podido ver en anteriores trabajos de Olek, se basará en envolver la escultura y su pedestal con una segunda piel de crochet. Aunque los trabajos ya han empezado, la instalación se completará el próximo 31 de octubre.

«Es un acontecimiento muy grande para situar a Sevilla en el mapa del arte contemporáneo», explica Seleka, copropietario de Delimbo Gallery y comisario de la exposición de Olek en Sevilla. «Es un hito que una galería privada pueda llevar a cabo esta acción sin apenas ayuda de las administraciones, solo con el apoyo de varios pequeños comercios del Soho Benita», detalla.

«Dejar pasar una intervención de Olek en Sevilla hubiese significado perder una gran oportunidad para la ciudad», matiza Laura Calvarro, copropietaria de la galería y comisaria de la exposición. El famoso toro de Wall Street de Nueva York, un tranvía en la ciudad polaca de Lodz o la casa Lancaster de Londres ya han sido «crocheteadas» por esta reconocida artista del arte contemporáneo.

Casa Lancaster en LondresAguja e hilo para hacer arte. «Creo que el crochet, como yo lo concibo, es una metáfora de la complejidad y la interconexión de nuestro cuerpo, sus sistemas y su psicología. Las conexiones son más fuertes desde la unidad, en lugar de acciones distintas y fragmentadas pero, si se corta una de ellas, todo se vendrá abajo», confiesa Olek, que ya se encuentra en Sevilla preparando «Santa Ágatha, la torera».

La acogida de Olek en Sevilla ha sido tal que numerosas asociaciones y empresas del sector «handmade» (hecho a mano) están ofreciéndose para colaborar con la artista. «Ya se han sumado Sacocharte, Mildred Mola, I do proyect, alumnos de la facultad de Bellas Artes… y cualquiera que quiera apuntarse tan solo tiene pasarse por Delimbo», explica Calvarro.

Delimbo abrirá con Olek la nueva temporada el próximo 7 de noviembre. La exposición «Santa Ágatha, la torera» estará visitable hasta el 1 de febrero, fecha a partir de la que arrancará una fase de itinerancia por otras ciudades europeas.