El Ayuntamiento de Sevilla ha aprobado hoy en Junta de Gobierno, el desalojo de una planta de viviendas de la Casa Palacio del Pumarejo porque se van a llevar a cabo unas obras de rehabilitación que solucionen los problemas estructurales del edificio.

Esta casa palacio, que según ha indicado el portavoz del Gobierno municipal, Curro Pérez, «está siendo revisada constantemente», va a ser sometida a unas obras de acondicionamiento de las cubiertas, ya que ahora mismo corre peligro de habitabilidad. Este edificio protegido acoge a la Asociación Casa del Pumarejo gracias a un acuerdo firmado por el anterior Gobierno municipal a apenas dos días de las elecciones. En 2010, la Gerencia de Urbanismo ratificó la expropiación de este inmueble para dedicarlo a instalaciones públicas pero el Gobierno de Sánchez Monteseirín decidió cedérselo para su explotación durante 15 años a esta asociación.

Así las cosas, el pasado mes de febrero, técnicos de la Gerencia de Urbanismo comprobaron, durante la ejecución de los trabajos de impermeabilización de las obras aprobadas en el Palacio del Pumarejo, el deficiente estado general de la edificación. Mediante resolución del gerente de esta delegación, se dictaba las clausuras de las viviendas del edificio principal y de la planta primera, así como de la dependencia de la finca trasera. Por ello, se ha acordado la suspensión parcial de la concesión demanial para garantizar la seguridad de las personas que allí viven.