El alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, ha presentado este jueves las obras que el Ayuntamiento está ejecutando para la instalación y puesta en servicio de 68 nuevos contenedores soterrados en el Casco Antiguo. Estos nuevos puntos de recogidas de basuras tendrán una capacidad de 5.000 litros y disminuirán el impacto visual en las calles del Centro.

«Vamos a mejorar la capacidad de recogida, habida cuenta que los nuevos contenedores tienen una capacidad de 5.000 litros, por los 700 que tienen los antiguos», ha asegurado el alcalde, que ha estado acompañado en la presentación por el delegado de Urbanismo y Medio Ambiente, Maximiliano Vílchez, y la delegada del distrito Casco Antiguo, Amidea Navarro.

Los 68 nuevos contenedores se repartirán por 23 puntos, Plaza de la Contratación, Martín Villa, Laraña, Imagen, Plaza de San Pedro, Plaza Cristo de Burgos, Juan de Mesa, Plaza Ponce de León, Plaza Jerónimo de Córdoba, Puerta del Osario, Plaza de Pilatos, San José, Jesús de las Tres Caídas y Plaza de San Francisco. Las obras han comenzado en todos estos nuevos enclaves salvo en dos y, en total, las obras «se han completado en un 80 por ciento», ha asegurado Zoido, quien ha explicado que esta mejora «es un compromiso adquirido con los vecinos».

El alcalde ha explicado que las obras han obligado a desviar la red de saneamiento de aguas, la red eléctrica y cualquier otro tipo de servicios públicos». Zoido también ha explicado que las obras se ha ejecutado «cumpliendo con todas las prescripciones que la Comisión Provincial de Cultura exige en previsión de cualquier resto arqueológico que pudiera aparecer» como consecuencia de las excavaciones.

Incidencia en la plaza Pilatos

El alcalde ha explicado que las obras previstas en la plaza Pilatos han sufrido un ligero cambio del proyecto al hallarse «una antigua infraestructura de una gran importancia para Sevilla, como es la red de abastecimiento que unía los caños de Carmona con la cisterna de acumulación de aguas de la plaza de la Pescadería».

El presupuesto de las obras asciende a 543.326 euros, alcanzando una inversión total de 1.427.831 euros cuando se coloquen los contenedores en las ubicaciones establecidas.

Más actuaciones en el Distrito Norte

El alcalde también ha explicado que el Ayuntamiento tiene prevista la instalación de 900 bocas de vertido para los contenedores de recogida neumática en la zona norte de la ciudad, una mejora que «facilitará el uso de los buzones y evitar el desbordamiento que se está produciendo». Esta iniciativa lleva una inversión de 1.180.000 euros en el Distrito Norte.