El portavoz socialista, Juan Espadas, ha reclamado hoy de nuevo al gobierno del PP la paralización del proyecto de ampliación de la zona azul, que es «el único gran proyecto que en tres años lleva la marca Zoido» y ha denunciado la «falta de consenso y el afán exclusivamente recaudatorio» del diseño. Así, Juan Espadas, ha denunciado hoy que «sin transparencia ni participación» se ha introducido una «subida encubierta» que afecta a más de 700 plazas del Casco Antiguo y Viapol que han pasado en la última resolución de la Delegación de Movilidad de tener categoría de Media o Alta Rotación a ser de Muy Alta Rotación. Este incremento supone que el precio de la hora de estacionamiento subirá en torno a un 66% al pasar de 0,75 a 1,25 euros, además de un «grave perjuicio» a los residentes que no pueden estacionar con sus permisos en estas vías en horario de mañana.

Entre otras vías, el portavoz socialista ha subrayado que esta subida afecta a un tramo de Marqués de Paradas, San Pablo, Julio César, Adriano, Avenida de Cádiz, Balbino Marrón o la Avenida de la Buhaíra. También se producirá un incremento al pasar de zona de media rotación a alta rotación en buena parte de Juan Sebastián Elcano. «¿Con quién se ha consensuado esta subida de categoría en casi una tercera de las plazas que existían en la ciudad antes de la ampliación de Zoido? ¿Por qué los residentes que tienen un pase y que estacionan en alguna de estas vías ahora van a tener que mover el coche por las mañanas o pagar un extra?», se preguntó el portavoz socialista, quien recordó que ya en 2013, preparando este nuevo contrato el gobierno de Zoido aprobó una subida de un 9% en las tarifas de la zona azul.

En este sentido, Juan Espadas subrayó que «es falso» que la ampliación de la zona azul de Zoido en más de 3.500 plazas en Bami, Pirotecnia, Macarena o Luis Montoto esté pensada para residentes o para reducir el tráfico en vehículos privados. «Si fuera así, se habría optado por que la mayor parte de las calles fueran de baja rotación, lo que permite mayores tiempo de estacionamiento y es más favorable a los residentes. Sin embargo, no ha sido así, más del 80% de las plazas son de Alta Rotación o Muy Alta Rotación, lo que implica que están pensadas con precios no para residentes sino para que haya muchos vehículos y mucha rotación», describió el portavoz socialista.

«Este contrato de la zona azul ha estado planteado con una finalidad recaudatoria desde el principio. Desde que hace ahora un año se sacó por urgencia un pliego de condiciones que incluía un listado de nuevas calles de zona azul y una previsión de ingresos para la empresa, que en un periodo de tres años debía alcanzar los cuatro millones de euros de ingresos al año. Una cifra a la que se llegaba además con un incremento progresivo de los ingresos por cada plaza de un 21% en tres años», afirmó el portavoz socialista quien instó al gobierno de Zoido a escuchar a los vecinos y a rectificar en el Pleno del próximo viernes «el único proyecto de estos tres años que lleva exclusivamente la marca Zoido y que va camino de ser uno de sus grandes fracasos».