Artesanía, un regalo diferente para la Navidad. La Plaza Nueva acoge la XVII edición del Mercado Navideño de Artesanía. Más de cien artesanos han presentado la solicitud para poder exponer en uno de los 72 expositores. Los mejores han sido premiados por la Delegación de Empleo, Economía, Fiestas Mayores y Turismo.

Con la salud a prueba de crisis, los artesanos se vuelven a dar cita en la Plaza Nueva de Sevilla para demostrar que la artesanía es, además de una forma de vida, una buena manera de ganarse el jornal. «El año pasado fue magnífico, se vendió mucho y la gente salió muy contenta», explica la gerente de la Federación Artesanal de Sevilla. Este año, las ventas han menguado pero siguen manteniéndose.

Para incentivar a los artesanos, la Delegación de Empleo, Economía, Fiestas Mayores y Turismo, que dirige Gregorio Serrano, ha otorgado dos premios. Un premio a la Mejor Obra Conjunta, que este año ha ganado el taller los zaragozanos Grao-Gayoso; y el premio al stand mejor decorado, conseguido por el taller Kuu, de la ceramista japonesa afincada en Sevilla, Yukiko Kitahara.

Ambos han ganado, además de los 800 euros del premio y un trofeo (reproducción artesanal del Bronce Carriazo realizada por Fernando Marmolejo), el derecho a disfrutar de un puesto en el mercado del año 2013. Un bien muy preciado dado el alto número de solicitudes.

Apuesta por la artesanía
El delegado de de Empleo, Economía, Fiestas Mayores y Turismo, Gregorio Serrano, ha querido expresar su gratitud a los artesanos que se han desplazado desde fuera de la ciudad así como al resto  por «el maravilloso trabajo que realizan». «He tenido la oportunidad de descubrir trabajos dignos de admirar», explica Serrano. Al tiempo que ha expresado su voluntad de seguir respaldando «a uno de los sectores estratégicos de la ciudad».

El jurado, formado por profesores de la Escuela de Arte, antigua Artes y Oficios, y la directora del Museo de Artes y Costumbres Populares, Monserrat Barragán, ha destacado el «alto nivel de los artesanos participantes y la dificultad de decidir, no solo a los ganadores, sino a los participantes». «Hemos recibido más solicitudes y eso ha hecho que se haya enriquecido el nivel del mercado», explica Luis Manuel Fernández, profesor y miembro del jurado.

Además de una buena oportunidad para mostrar sus trabajos y arañar compras en los días previos a la Navidad. El mercado cumple con el objetivo de «promocionar  la artesanía entre la ciudadanía», explica Fernández. «El sevillano debe saber el trabajo que hay detrás de una pieza, conocer los materiales, las técnicas y la creatividad para entender que, detrás de toda obra artesana se esconde mucho trabajo», detalla el profesor.

Ceramistas, alfareros, joyeros, ebanistas, encuadernadores y trabajadores de la forja, del vidrio o del cuero. Artesanos todos. El mercado de artesanía navideña de la Plaza Nueva, que estará instalado hasta el próximo 5 de enero, ofrece a los sevillanos una oportunidad destacada para regalar piezas únicas y de alta calidad artística al mismo tiempo que conocer cómo la artesanía da para ganarse la vida con técnicas tradicionales.