Por segundo año consecutivo, el Ayuntamiento de Sevilla, a través del Área de Participación Ciudadana y Coordinación de Distritos, ha destinado los menús que correspondían a las recepciones institucionales de la pasada Feria de Abril a diferentes comedores sociales de la ciudad.

La Delegada del Casco Antiguo, Amidea Navarro, ha subrayado que «no se debe ni se puede vivir ajeno a la realidad que afecta a muchos ciudadanos que, desgraciadamente, no pueden hacer frente ni tan siquiera a las necesidades básicas» y ha alabado la gran labor que realizan estos comedores, atendiendo a personas que están pasando por serias dificultades económicas.

En el caso del Distrito Casco Antiguo, se han repartido 900 lotes entre los tres comedores sociales ubicados en él: el comedor de San Juan de Acre, el de San Juan de Dios y el de las Hijas de la Caridad, a razón de 300 lotes para cada comedor, compuestos por alimentos no perecederos como pasta, arroz, leche, zumo, tomate frito y azúcar.