El portavoz municipal de Izquierda Unida, José Manuel García, ha denunciado este lunes el «abandono» que el espacio de creación artesanal Rompemoldes sufre por parte del Gobierno de Juan Ignacio Zoido (PP), a quien ha exigido que apoye este proyecto de interés socio-cultural y aproveche el potencial que encarna para favorecer la reactivación comercial y económica de la zona norte del Casco Antiguo.

García ha hecho estas declaraciones después de visitar el barrio y reunirse con los inquilinos artesanos del conjunto de viviendas-taller, construido por Emvisesa en San Luis 70, quienes le han trasladado su malestar por las trabas que el Ayuntamiento les pone para poder desarrollar con dignidad su actividad económica.

«Nos cuentan que el PP no sólo no respalda esta iniciativa, sino que encima está asfixiando a estos jóvenes emprendedores con unas subidas del alquiler de los locales desproporcionadas y unos arbitrarios aumentos de los gastos de mantenimiento, que para colmo se aprueban sin mediar previamente ninguna explicación a los afectados», ha subrayado el portavoz de IU.

Igualmente, García ha lamentado el comportamiento mercantilista de Emvisesa que, pese a ser una empresa pública, «una vez más actúa como si fuera una inmobiliaria, que sólo busca el beneficio», sin importarle lo más mínimo los valores sociales y la apuesta por el autoempleo o el tejido comercial que hay detrás de este innovador proyecto, concebido y promovido por el anterior Gobierno municipal en el pasado mandato.

«Nos parece inadmisible que tanto Zoido como el máximo responsable de Emvisesa, Maximiliano Vílchez, se nieguen a reunirse con esta veintena de artesanos y a escuchar sus justas demandas» ha señalado García, quien considera que el Ayuntamiento está obligado a «revisar cuanto antes los alquileres de estos locales, de renta libre, y a adaptarlos a la situación económica actual». De lo contrario, «no cabe duda de que muchos de estos trabajadores van a verse abocados a marcharse muy pronto de San Luis 70, al no poder afrontar unas rentas tan elevadas para los tiempos de crisis que corren», ha advertido.

Desde IU requieren al alcalde que «mueva ficha» y negocie con los artesanos alternativas para evitar que una iniciativa tan interesante como Rompemoldes desaparezca por falta de apoyo municipal. Y es que, hasta la fecha, la única respuesta que los inquilinos han obtenido del Gobierno de Zoido ha sido «la imposición y la amenaza de rescisión de sus contratos si no aceptan lo que hay», ha criticado García.

Además la federación de izquierdas alerta del «daño añadido» que para estos artesanos suponen las obras que en estos momentos el Consistorio lleva a cabo en la calle San Luis y que, está previsto, duren  más de un año. «Nos avisan de que esta actuación va a significar la puntilla para muchos de sus talleres», ha alertado García. De ahí que IU inste también al Gobierno de Zoido a aplicar a este colectivo bonificaciones en determinadas tasas e impuestos, como el IBI, con el fin de paliar los perjuicios derivados de estos trabajos de saneamiento.

«El Ayuntamiento no puede tratar a este grupo de artesanos como a un gran comercio de la calle Sierpes o Tetuán», ha aseverado el portavoz de IU, quien lamenta el empeño del PP por complicarle la vida a los emprendedores sevillanos que intentan salir adelante con propuestas «innovadoras y valientes», en lugar de mostrarle todo el respaldo que merecen desde el Gobierno municipal.