El portavoz municipal de Izquierda Unida, José Manuel García, ha asegurado este jueves que el nuevo modelo de limpieza viaria del Gobierno de Zoido tiene «mucho de marketing y muy poco de real y de efectivo» a tenor del elevado nivel de basura que actualmente se acumula en bastantes calles y plazas sevillanas. Para el responsable local de IU, el plan de reestructuración anunciado por el alcalde, a bombo y platillo, en Lipasam es sólo un «intento a la desesperada» del PP por contrarrestar la avalancha de críticas y quejas vecinales que el Ayuntamiento recibe diariamente como consecuencia del incremento de la suciedad y del estado de abandono en que se encuentran los barrios de la capital hispalense.

«Por mucho dinero que Zoido se gaste en propaganda y en venta de humo, los sevillanos sabemos que la ciudad está peor atendida por Lipasam debido a los recortes que estos años se han venido aplicando en la plantilla y a una errada política por parte de la actual dirección de esta empresa municipal». Así lo ha advertido García durante una visita realizada al Distrito Norte, donde ha constatado que lo de la limpieza 24 horas «es sólo un eslogan retórico que dista bastante de la realidad».

«Nos parece muy grave el modo en que el alcalde vuelve a intentar tomarle el pelo a los sevillanos», ha denunciado el portavoz de IU, quien sostiene que es «imposible» ampliar turnos, servicios y sectores de actuación, como pretende Zoido, con el mismo personal. Por el contrario, esta reestructuración se está traduciendo, en la práctica, en un deterioro del servicio y en «la proliferación de puntos negros donde jamás se barre o baldea y donde nunca llega Lipasam», ha subrayado.

Así las cosas, García ha reprochado a Zoido que sólo se preocupe por mantener cuidadas algunas zonas comerciales del casco histórico y las avenidas principales de los barrios, mientras se olvida del resto de las calles. «El alcalde está empeñado en vender una imagen de Sevilla que es pura fachada. Pero a poco que uno pasee se da cuenta de que la limpieza es una asignatura pendiente central del PP», ha enfatizado.

«El algodón no engaña», ha indicado el portavoz de IU, quien ha invitado a Zoido a «recorrer los barrios como hacía en la oposición» para comprobar «con sus propios ojos» los déficits de limpieza que hoy asolan a la capital hispalense. «No todo se arregla con más maquinaria y con efectistas campañas de publicidad», ha insistido García. Y es que, según ha dicho, el modelo del PP no convence ni a los vecinos, que están hartos de ver cómo la suciedad aumenta en sus calles, ni a los propios trabajadores, que ya han presentado un conflicto colectivo contra una reestructuración que creen incumple su actual convenio.

A juicio de García, «no es casual» que la falta de limpieza se haya convertido en el segundo problema de los sevillanos, por detrás del paro, como revelan las sucesivas encuestas y barómetros que se publican. «Los  hechos están ahí», ha apuntado el portavoz de IU, quien ha advertido a Zoido que «la realidad no se puede enmascarar con operaciones de maquillaje que no van más allá de una mera rotación de trabajadores».