El Ayuntamiento de Sevilla, gobernado por Juan Ignacio Zoido, planea una nueva subasta de muebles del hotel de cinco estrellas Alfonso XIII, declarado bien de interés cultural (BIC), de propiedad municipal y explotado por la cadena «Starwood Hotels & Resorts». Esta subasta, así, sucede a la ya celebrada en 2012. Recordemos que ya en la primavera de 2012, en el marco de la reapertura del hotel, que había permanecido casi un año cerrado con motivo de las obras de reforma y rehabilitación comprometidas en el contrato de explotación adjudicado por el Ayuntamiento a «Starwood Hotels & Resorts», unas obras valoradas en unos 20 millones de euros, el Ayuntamiento celebró una subasta para desprenderse de un total de 2.562 unidades del mobiliario del hotel.

Entre las pieza subastabas figuraban lámparas, muebles de dormitorio, mesas auxiliares, baúles, escritorios y sofás, principalmente, mientras los precios oscilaban entre los 15 euros de una papelera con el anagrama del hotel y los 355 de un sofá de tres plazas, que ostentaba así el precio de salida más alto. El caso es que dos años y medio después, y según la documentación recogida por Europa Press, «el hotel Alfonso XIII ha decidido prescindir de una serie de bienes muebles, propiedad del Ayuntamiento de Sevilla, ya que, al haber renovado su mobiliario, han dejado de serle útiles», con lo que «va a procederse a la venta de los mismos, mediante subasta pública, de forma que todos los ciudadanos de Sevilla puedan tener acceso a los mismos, ya que forman parte del patrimonio de nuestra ciudad».

Para la enajenación de los muebles, almacenados en el parque empresarial Arte Sacro, según dicha documentación, el Ayuntamiento ha destinado un máximo de 2.117,50 euros para contratar una tasación técnica de los mismos.