El distrito Cerro-Amate vivió en la tarde de ayer una jornada de fiesta en el centro deportivo La Música con la clausura de los talleres de la Fundación Mornese. Cientos de vecinos de los barrios cercanos de esta zona de Sevilla acudieron a la celebración en la que mayores y pequeños demostraron las habilidades adquiridas durante  todo el curso.

Susana González, coordinadora del centro de las Salesianas donde se desarrollan estas actividades, destacó que para los alumnos de los talleres era una tarde muy importante, «para ellos es una gran motivación poder enseñar en público lo que aprenden durante todo el año».

Un gran número de asistentes presenció el espectáculo. También estuvo presente el delegado del distrito Cerro-Amate, José Miguel Luque, que admiró animado cada actuación. Por su parte, Susana aprovechó la ocasión para agradecer al delegado y al distrito la cesión del espacio para la fiesta de fin de curso.

Hubo actuaciones de todo tipo y para todas las edades, bailes, teatros, musicales y desfile de trajes de flamenca. Una gala que se alargó hasta la diez de la noche, hora en la que el público y los protagonistas tomaron un refresco, y juntos vivieron un momento de convivencia entre vecinos y amigos.