La Estrella de la Ilusión dio el pistoletazo de salida a la cabalgata de Reyes Magos de Su Eminencia. De manera puntual, alrededor de las 16:30 horas de la tarde de hoy, 5 de enero, las carrozas que acompañaron a los Reyes Magos fueron, una a una, desfilando por las calles principales del barrio, arropadas por contados vecinos al inicio del itinerario pero que fueron apiñándose poco después.

Aladín, la Escuela de kárate Bushin, el Pato Donald, los piratas, Campanilla… Y así hasta un total de 14 carrozas decoradas con los personajes infantiles más populares, quienes han trasladado su mundo de fantasía a las calles del barrio, regándolas a su paso con una lluvia de confeti, caramelos, chucherías y juguetes.

Los niños son los protagonistas indiscutibles de la jornada, quienes se afanan en competir por ver quién puede coger el mayor número de golosinas, balones y peluches, los «tesoros» más preciados. Los pequeños enseñan orgullosos sus bolsas repletas aunque, a pesar del buen tiempo, también se han visto hoy en Su Eminencia paraguas alzados al paso de las carrozas. E incluso madres y abuelas con carritos de la compra siguiendo al cortejo real, como Manuela, quien declara que «como no puedo coger peso porque tengo los huesos mal me he traído el carro de la compra, que tiene ruedas y así no me duelen los brazos», explica.

La banda de cornetas y tambores Dolores y Consuelo de San Jerónimo ha puesto música al paso de los Reyes Magos, animado también por dos charangas y por un centenar de beduinos que invitaban a bailar a los presentes al son de «Paquito el Chocolatero», la famosa «Macarena» o la sintonía de «Bob Esponja».

Melchor, Gaspar y Baltasar han derrochado ilusión en Su Eminencia, dejando claro que tienen seguidores en todas las edades y culturas, ya que han sido muchos los vecinos de nacionalidad china y sudafricana que se han concentrado en las calles para dar la bienvenida a los Magos de Oriente en su primera visita al Distrito Cerro-Amate.

Tras el desfile real, 13 operarios de Lipasam junto con tres máquinas barredoras y dos brigadas se esmeraban en borrar las huellas del paso de la Cabalgata, despejando también el gentío de las calles. El desfile se despedía por el momento de Su Eminencia y ponía rumbo a Padre Pío y La Negrilla, en donde cientos de padres y niños esperaban el estreno de los Reyes Magos en las calles de estos barrios.

La visita de los Reyes Magos por los barrios del distrito continuará mañana, 6 de enero, con la salida de las cabalgatas de Cerro-Amate y de San José de Palmete-La Doctora Este a las diez de la mañana. Será entonces cuando los más pequeños podrán agradecer a su rey favorito que haya convertido los deseos de sus cartas en realidad.