El delegado del Distrito Cerro-Amate, José Miguel Luque, se ha defendido de las críticas del PSOE y ha asegurado hoy que este gobierno ya ha realizado una serie de mejoras importantes en el acceso a la barriada de Padre Pío desde la SE-30 «tras décadas de abandono».

Así, ha precisado que, en la zona más deteriorada, se ha podado la vegetación que dificultaba el tránsito y la visibilidad de la vía, además de la limpieza de este espacio y la colocación de unos separadores de hormigón para evitar nuevos vertidos de residuos de obras.

«En menos de dos años de gobierno se han solucionado problemas que los vecinos de Padre Pío llevaban muchos años padeciendo», ha destacado Luque, quien ha garantizado que, «progresivamente se irán llevando a cabo el resto de actuaciones necesarias en esta zona».

Para esto, ha aclarado también que «es necesario clarificar la titularidad de los terrenos, ya que este acceso desde la SE-30 a Padre Pío se encuentra en el límite con el término municipal de Alcalá de Guadaíra y hay zonas que pertenecen a esta localidad».

Del mismo modo, ha puesto como ejemplo el desalojo de las caballerizas ilegales de la calle Bollullos, «una de las demandas más reivindicadas por los vecinos de Padre Pío, a la que otros gobiernos anteriores hicieron oídos sordos y este gobierno ha dado una respuesta definitiva».