El colegio Adriano del Valle, situado en la calle Azorín del distrito Cerro-Amate, ha celebrado el fin de curso con una gran fiesta para poner punto y final al curso escolar.

Hasta allí se han acercado el director del distrito, José Lugo, junto a otros compañeros que han querido compartir con alumnos, profesores y padres un día tan especial para este colegio.

El distrito ha querido colaborar con la aportación del escenario, el equipo de sonido, cincuenta sillas y el equipo de iluminación. Así como también con dos castillos hinchables que fue una sorpresa para todos los niños.

El distrito quiere felicitar al centro educativo por una fiesta fin de curso tan bien organizada y con tan elevada participación.