Se han iniciado las actuaciones pertinentes en el Distrito Cerro-Amate  para la eliminación de las barreras arquitectónicas con la colocación  de vados en todos los pasos de peatones que carecen del mismo.

Concretamente se ha comenzado por la Plaza de las Candelarias, donde  los trabajos han consistido en la demolición del acerado, tras la cual se ha realizado una rampa con hormigón y se ha colocado nueva solería.

Se han ejecutado también la eliminación de una nueva barrera para los  invidentes con la colocación de una banda paralela al acerado y centrado al vado con unas losas de tipo «cigarrillos» que las personas  invidentes reconocen como guía para encarar los pasos de peatones y  así poder cruzar por el lugar indicado palpando con su bastón la guía  en distinto relieve.