El portavoz del Grupo Socialista, Juan Espadas, junto al concejal Juan Manuel Flores, ha visitado este jueves la promoción de 220 viviendas de Nuevo Amate cuyas obras están muy avanzadas y que fueron impulsadas por un convenio firmado en 2008 entre Ayuntamiento, Junta de Andalucía y Gobierno central para la reconstrucción de Regiones Devastadas, pero que fue el Gobierno municipal de Juan Ignacio Zoido quien desbloqueó finalmente el proyecto.

No obstante, se ha apuntado el tanto diciendo que «este es un ejemplo de la herencia que Zoido ha recibido en materia de vivienda pública y el modelo que la ciudad necesita y que el PSOE quiere para Sevilla. Sin embargo, en estos 22 meses Zoido ha abandonado las políticas de vivienda pública, sigue sin un plan de vivienda, está desmantelando Emvisesa y ha impulsado un proyecto de reforma de la administración local que deja a los ayuntamientos sin competencias en materia de vivienda. Se han dado ya muchos pasos atrás en una política de vivienda pública que mejore las condiciones de vida de los ciudadanos, que facilite el acceso a pisos a precios asequibles y que contribuya a la reactivación económica», explicó Juan Espadas.

El portavoz socialista, quien ha visitado las obras de Regiones Devastadas, junto a vecinos de la zona y varias entidades, ha hecho un llamamiento a Zoido para que se cumplan los plazos y los vecinos puedan entrar en sus viviendas, de acuerdo con las condiciones previamente acordadas, a lo largo de 2013.

Espadas destacó que el proyecto de Regiones Devastadas fue «un ejemplo» de colaboración entre las administraciones públicas ya que el Ayuntamiento, la Junta y el Estado firmaron el convenio para impulsar el proyecto de reconstrucción de las viviendas y de transformación de la zona. Además, incidió en la importancia que tienen los planes de rehabilitación en la generación de empleo y de actividad económica, especialmente para algunas de las zonas con mayores índices de desempleo de la ciudad.

En sus enmiendas y alegaciones a los presupuestos del Ayuntamiento para 2013, que se votan definitivamente mañana viernes, el Grupo Socialista ya registró una enmienda para dedicar dos millones de euros para programas de rehabilitación de barrios, situando además como prioridad el proyecto de Los Pajaritos que sólo tiene una consignación presupuestaria de 240.000 euros en los presupuestos de 2013.

Esta línea permitiría además de la reactivación del sector de la construcción, la contratación de desempleados de los barrios en los que se ejecuten los proyectos profundizando en la línea ya iniciada en Nuevo Amate donde, según los últimos datos facilitados por el gobierno del PP el pasado mes de octubre, sólo fueron contratados quince desempleados del barrio, ya que no se fijaron unos mínimos que debía cumplir la empresa adjudicataria de los trabajos.