El portavoz municipal de Izquierda Unida en Sevilla, Daniel González Rojas, ha advertido este domingo de que «el Parque Amate no aguanta más», por lo que ha reclamado al Ayuntamiento una actuación integral y urgente para sacarlo de la «situación agónica» en la que se encuentra en estos momentos.

González Rojas ha dado la voz de alarma después de realizar una visita a la zona, junto con la Asociación Amigos del Parque Amate, y comprobar el malestar existente entre los vecinos y usuarios de este importante pulmón verde de la capital, tras cuatro años de dejadez y abandono absoluto por parte del anterior Gobierno local del PP. Una situación que, según el concejal de IU, debe cambiar cuanto antes. Por eso, ha pedido al actual alcalde, Juan Espadas (PSOE), «que pase ya de las palabras a los hechos» en este asunto.

Rojas, que ha estado acompañado en su visita por la concejala Eva Oliva y el coordinador de IU en Cerro Amate, José Antonio Martínez, ha apostado por hacer de este espacio, de más de 33 hectáreas de extensión, «un parque vivo, moderno y al servicio de todos los ciudadanos». Y para ello considera imprescindible un reforzamiento sustancial de la plantilla encargada de su conservación, ya que en cuatro años el número de jardineros se ha reducido de 24 a 10, dotando a su vez al recinto de la vigilancia adecuada para acabar con el vandalismo y la inseguridad en el mismo.

Pero desde IU no sólo defienden cambios de calado en el modelo de mantenimiento del parque, sino también en el de gestión. Así, abogan por conceder un mayor peso a los vecinos en todo lo relativo a los contenidos y usos que se pueden impulsar en este espacio público.

De ahí que respalden la petición de la Asociación de Amigos del Parque Amate de crear, lo antes posible, una Comisión Ciudadana participativa al objeto de diseñar y programar las actividades a realizar en este enclave, de acuerdo con las propuestas de la Agenda 21 para municipios sostenibles.

Igualmente, la federación de izquierdas considera que ha llegado la hora de poner fin al «trato discriminatorio que, con el PP, ha venido sufriendo el Parque Amate» con respecto a otras zonas verdes de la ciudad ubicadas en barrios más céntricos, algo que, según lamentan los vecinos, «también se ha seguido produciendo durante los primeros meses del Gobierno de Espadas».

En este sentido, IU ve interesante también la iniciativa de la asociación de que el Ayuntamiento declare a este parque «Bien de Interés Social (BIS)», una catalogación inédita hasta la fecha, pero que «podría funcionar de manera experimental y garantizar los recursos e inversiones que éste necesita para su recuperación como zona verde de esparcimiento y recreación para niños, deportistas y amantes de la naturaleza».

Por todo ello, González Rojas ha reclamado a Espadas que «sea sensible a las demandas de mejora planteadas por los vecinos y usuarios del parque y no siga dejando morir un pulmón verde que es parte fundamental del patrimonio de la ciudad y de la calidad de vida de las cerca de 90.000 personas que viven en el Distrito Cerro-Amate».