Los trabajos de recolección de naranjas amargas en las calles y plazas del distrito Cerro-Amate siguen su calendario sin incidencia alguna. Hasta el pasado 8 de febrero se han retirado ya  un total de 108.120 kilos de naranjas de 901 árboles, siendo el Cerro del Águila y la Hacienda de San Antonio los primeros barrios en acoger estos trabajos.

Las labores de recogida ya han concluido en Hacienda San Antonio, cuyo balance ha sido de un total de 38.845 kilos de naranjas de 457 árboles. Por su parte, la recolección está muy avanzada en el Cerro del Águila, donde se prevé que finalicen estos trabajos el próximo 15 de febrero, el mismo día que en la Ronda del Tamarguillo, donde la retirada de naranjas también se acerca a su fin.

Igualmente, los operarios de Parques y Jardines han iniciado la recolección en los árboles del barrio de Los Pajaritos, unos trabajos que, en este caso, se prolongarán durante todo el mes ya que acabarán el mismo día 28, como en el barrio de La Negrilla.

El resto de barriadas aún no se ha estrenado en «desnudar» a sus naranjos pero, no tendrán que esperar mucho según la planificación realizada por el Ayuntamiento de Sevilla, que establece que el turno de Rochelambert y Juan XXIII llegará del 16 de febrero al 15 de marzo, y del 1 al 15 de marzo la recolección se centrará en La Plata, Palmete, Padre Pío, Amate, Santa Aurelia-Cantábrico y Atlántico-Romería.

El número total de naranjos contabilizados en el distrito Cerro Amate es de 3.640. Por ello, antes de comenzar las tareas de recogida de naranja amarga la empresa adjudicataria llevará a cabo la señalización de las calles con carteles con el fin de evitar el aparcamiento y solicitar la colaboración vecinal, según informó el delegado de Medio Ambiente, Maximiliano Vílchez, y publicó Sevilla Ciudad.