El portavoz municipal de Izquierda Unida en Sevilla, Antonio Rodrigo Torrijos, ha criticado este martes el «injustificable retraso» que arrastra la puesta en marcha de los talleres socioculturales del Distrito Cerro-Amate y ha reclamado al Gobierno de Juan Ignacio Zoido que «deje de marear la perdiz» y aclare los motivos que realmente hay detrás de esta «incomprensible tardanza».

Torrijos ha censurado la «nula transparencia» con que el PP viene actuando cada vez que la oposición le pide cuentas por la demora de estos cursos y las irregularidades que están salpicando su tramitación. En concreto, ha reprochado al delegado del distrito, José Miguel Luque, la actitud «esquiva y huidiza» que volvió a mostrar en la última Junta Municipal de Cerro-Amate ante las preguntas que IU le formuló al respecto.

«Son ya muchas las excusas peregrinas repetidas por el PP sobre este asunto, pero lo cierto es que hay 110 talleres socioculturales que tendrían que haber empezado hace más de tres meses y que hoy siguen paralizados sin que sepamos porqué», ha denunciado Torrijos. Por eso, ha exigido al delegado que «no falte más el respeto» a los miles de vecinos afectados por este tema y que informe debidamente a la ciudadanía de las razones que han conducido a una situación que ha calificado de «escandalosa».

Para Torrijos, resulta muy extraño que «en las que fechas en que nos encontramos» aún no se haya adjudicado el referido servicio. «El PP ha de explicar, entre otras cosas –ha aseverado-, por qué Cerro-Amate es el único distrito de Sevilla donde no se ha prorrogado este programa y por qué ha habido trabajadores organizando y planificando dichos talleres sin estar contratados para ello».

Igualmente, Torrijos ha lamentado los «sucesivos incumplimientos» de los plazos que el Gobierno de Zoido viene ofreciendo en relación con la impartición de los talleres. Y es que «el PP no sólo es opaco en su gestión, sino que encima no para de mentir a los vecinos». Así, ha recordado cómo, en un primer momento, Luque redujo el problema a una mera «cuestión administrativa», asegurando que en noviembre arrancarían los cursos, para luego desdecirse y aplazar el inicio de los mismos a diciembre. Con todo, lo más probable es que ya no se pongan en marcha antes del próximo año. No en vano, fue el propio delegado quien en la pasada junta municipal de Cerro-Amate reconoció que el contrato se firmaría en enero.

A juicio de la federación de izquierdas, este «cúmulo de despropósitos» y esta evidente «falta de previsión» tiran por tierra el «discurso de la eficacia» del que Zoido hace gala constantemente. Además, «se demuestra nuevamente lo lejana que aún queda la descentralización prometida por el alcalde en los distritos». «No sólo no avanzamos en esa dirección, sino que no dejamos de dar pasos hacia atrás», ha apostillado Torrijos. Finalmente, el portavoz de IU ha advertido de que su fuerza política estará «muy vigilante» con el fin de evitar que este retraso lleve aparejado perjuicios a los alumnos y monitores de los talleres.