La parroquia de la Blanca Paloma, sita en la calle Alondra de la Barriada Los Pajaritos, del Distrito Cerro-Amate, celebró una eucaristía con motivo de la toma de posesión del nuevo párroco, Francisco García Gavira.

La ceremonia fue presidida por el vicario episcopal, Rafael Muñoz Pérez, quien conoce a la perfección esta parroquia ya que estuvo destinado en ella durante trece años.

Don Francisco se sintió muy acogido por parte de un gran número de feligreses que se reunieron para celebrar la eucaristía junto a él. Asimismo, desde el Distrito Cerro-Amate acudieron representantes de la Dirección del mismo.