La asociación de vecinos Nuestra Señora del Águila denuncia la falta de plazas de estacionamiento que sufre la barriada, en la que residen unos dos mil vecinos. Un problema acrecentado tras la puesta en servicio de la estación de Metro Cocheras que da servicio a la zona y que «ha supuesto unas mejoras de movilidad para todos los vecinos, eso es innegable, pero también ha atraido a muchos más vehículos, ya que hay personas que no son del barrio y vienen aquí para coger el Metro, aparcando el coche en nuestras calles», declaran el presidente y vicepresidente de la entidad, Antonio Pulido y Juan José Vecino.

La directiva de la asociación manifiesta que la barriada «cuenta con terreno suficiente para dar solución a la escasez de aparcamiento». De hecho, asegura que pedirá al Ayuntamiento de Sevilla, a través del Distrito Cerro-Amate, que gestione con la Junta de Andalucía «la cesión de un solar terrizo propiedad de la Empresa Pública de Suelo de Andalucía (EPSA) entre las calles Águila de Oro, Águila Perdicera y la estación del Metro, para la construcción de un aparcamiento en superficie».

De esta manera, según el presidente de la entidad, «cumpliremos con un doble objetivo: por un lado, eliminar los estacionamientos indebidos y la doble fila en el barrio y, por otro, darle un uso ciudadano al solar, evitando que se utilice como una escombrera o que se convierta en un núcleo de asentamiento chabolista, pues ya ha habido varios intentos en este sentido», manifiesta Pulido.

Además, recuerda que el Parque Cocheras, al lado de la estación del Metro, permanece cerrado para el disfrute de los vecinos, ya que «la Junta no ha terminado el proyecto, y quedan varios flecos pendientes por lo que no se ha podido recepcionar por parte del Ayuntamiento y parece que no hay fecha a la vista para su apertura».

Otras demandas

Nuestra Señora del Águila manifiesta que hay muchos vecinos de la tercera edad residiendo en el barrio, por lo que ha demandado al Distrito Cerro-Amate la instalación de «unos aparatos de juegos de gimnasia para mayores en una zona próxima al ambulatorio», petición que, según el presidente de la entidad, «la dirección del distrito se ha comprometido a instalarlos en este ejercicio 2013».

Además, solicita al Ayuntamiento «más actuaciones de poda» así como trabajos de mantenimiento continuo «en árboles y zonas ajardinadas del barrio», insistiendo sobre la «gravedad» de un brachichito de la calle Águila de Oro al que «se le caen las ramas» y que «ya ha provocado daños materiales a los vecinos del entorno».