La asociación de vecinos de Padre Pío quiere recuperar la Velá del barrio, una fiesta que «lleva años sin celebrarse por falta de recursos». Los miembros de la asociación de vecinos Guadaira recuerdan que «era una jornada de convivencia entre todo el vecindario, abierta también a los residentes en los barrios de alrededor, pues Padre Pío siempre ha sido muy hospitalario con quien ha querido visitarlo», señala la directiva.

La entidad vecinal lamenta que esta fiesta «haya desaparecido de la barriada», mientras que «sí sigue en activo en muchas otras zonas del distrito Cerro-Amate», por lo que han solicitado al delegado, José Miguel Luque, información respecto a los recursos que el propio distrito puede aportar en beneficio de recuperar esta tradición festiva.

Por su parte, el delegado, en una reciente visita a la entidad vecinal, ha indicado que «todas las entidades registradas en el ámbito de demarcación del Cerro-Amate pueden acogerse a distintas modalidades de subvenciones, para las que este año se dedicará un importe económico similar al de ejercicios anteriores».

José Miguel Luque ha especificado a la directiva de la asociación de vecinos Guadaira que existen tres modalidades de ayudas: en especie, para mantenimiento y funcionamiento y por proyectos específicos. Así, las subvenciones en especie alude a la necesidad de dotaciones como un escenario, un autobús, trofeos o flores para adornar un evento en particular. Por otro lado, las suvenciones para mantenimiento son las que se conceden para sufragar gastos corrientes, como podrían ser luz, agua o material de oficina de los locales sociales de las entidades. Por último, la subvenciones para proyectos específicos son, como su nombre indica, las que las entidades podrían solicitar para la celebración de un evento concreto, como un viaje cultural o una velá o una cruz de mayo. El plazo de solicitud en este último caso ya está abierto y la dotación máxima será 1.800 euros por entidad.

Luque ha subrayado además que para ser perceptor de estas subvenciones, los requisitos a cumplir por cualquier colectivo son dos: estar inscritos en el Registro General de Entidades y que la sede social esté ubicada dentro de la demarcación geográfica del Cerro-Amate.

Por su parte, la entidad vecinal que preside Fernando Villasante ha señalado que «estudiaremos cada una de estas modalidades de ayudas para acogernos a la adecuada», al tiempo que ha señalado que «pensaremos en una fecha idónea y en una programación adecuada para que los vecinos de Padre Pío puedan disfrutar de nuevo con su velá».