El Grupo Municipal de Izquierda Unida va a solicitar al Ayuntamiento de Sevilla la colocación de una placa conmemorativa en el Bulevar de Torreblanca en reconocimiento a los miles de represaliados republicanos que durante la dictadura franquista fueron obligados a construir la obra del Canal del Bajo Guadalquivir, hoy renombrado ya oficialmente como Canal de los Presos.

Según ha anunciado la portavoz adjunta de IU en el Consistorio hispalense, Josefa Medrano, su fuerza política tiene previsto plantear esta iniciativa en el pleno del distrito Este-Alcosa-Torreblanca de este jueves a través de una moción en la que «también pediremos la celebración de un acto, en ese mismo lugar, que sirva para homenajear a todas aquellas personas que se dejaron la piel, y en muchos casos hasta la vida, en la realización de dicho canal».

Medrano ha defendido la necesidad de que las generaciones venideras conozcan «un lamentable episodio de nuestra historia reciente, que está muy vinculado al nacimiento de algunos barrios de nuestra ciudad, entre los que se encuentra Torreblanca». Y es que, según ha precisado, fueron muchas las familias de los presos que se asentaron en los aledaños de los campos de trabajo, en circunstancias bastante difíciles y dramáticas, dando origen así a un nuevo marco urbano y social en esta zona de Sevilla.

Al hilo de esto, la concejal de IU ha señalado que «barriadas como Bellavista, Valdezorras o Torreblanca no se pueden entender sin reparar en un proyecto hidráulico donde, entre 1940 y 1962, llegaron a participar como mano de obra esclava más de 10.000 prisioneros de guerra y represaliados políticos procedentes de todo el estado, y «cuya memoria nunca ha sido lo suficientemente reconocida hasta ahora», ha apostillado.

Así las cosas, Medrano ha incidido en las condiciones «absolutamente penosas e inhumanas» en que estas personas se vieron forzadas a trabajar en esa obra. No en vano, muchas de ellas murieron, bien por agotamiento o bien como consecuencia de la falta de seguridad e higiene que allí existían.

«Con esta propuesta buscamos saldar parte de esa deuda que arrastramos con nuestra propia historia, recuperando y dignificando las vidas de aquellos presos que levantaron una de las principales arterias agrícolas de Andalucía y que injustamente han permanecido en el olvido durante mucho tiempo», ha apuntado Medrano. Por ello, ha mostrado su esperanza de que la iniciativa sea aprobada y que el distrito Este-Alcosa-Torreblanca «honre a estas víctimas del franquismo como se merecen».