El portavoz del Gobierno local, Curro Pérez, ha reiterado que «PSOE e IU pueden intentar engañar como quieran y buscar titulares con el tema de la vivienda, pero la única realidad, el dato objetivo cien por cien, es que este Gobierno lleva cero desahucios y no va a realizar ninguno, mientras que el anterior, su Gobierno, llevó a cabo hasta 21 desahucios. Eso es así y todavía no han sido capaces de explicar por qué ahora se atreven a criticar notificaciones que no se ejecutan en ningún caso mientras que ellos ordenaban desahuciar a familias sin recursos».

Pérez ha añadido que «las viviendas de la promoción del Polígono Aeropuerto se están vendiendo, en concreto hay un bloque de 132 pisos de los que ya se ha vendido prácticamente la mitad, mientras que el resto tiene asignado en cada caso un potencial beneficiario, aunque lógicamente debe realizar un proceso administrativo y legal previo, y en el caso de que no se culmine con la compra el turno pasa para los suplentes, que también están ya designados. La venta va a un ritmo bajo debido a la situación actual, como la dificultad para encontrar financiación, pero hay 8.000 personas inscritas en el registro de demandantes de compra de vivienda que también tienen su derecho a obtener una, aunque parece que PSOE e IU se lo quieren negar».

El portavoz del Gobierno local ha comentado que «por más esfuerzos que trate de hacer la oposición, todo el mundo sabe que ninguna familia que no pueda pagar su piso por falta de recursos va a perderlo con este Gobierno, algo que sí pasaba con el Gobierno de PSOE e IU por más palabrería que empleen ahora para intentar justificarse; ahora se negocia cada caso de manera individual para adaptarse a cada circunstancia, puesto que es lo más justo».

Por último, ha señalado que «es sorprendente la sensibilidad selectiva que muestra el portavoz de IU, a quien una carta de notificación le parece amenazante e intimidatoria, mientras que no tenía pudor alguno en echar de su casa a 21 familias sin recursos que no podían hacer frente al pago. Es vergonzoso que ahora pretenda erigirse en defensor de la causa alguien que dejaba a la calle a 21 familias sin pestañear».