Ricardo lleva 20 años vendiendo roscones pero no son nada al lado de los 42 años que lleva la ahora antigua pastelería Serga. Los Reyes Magos traen hoy a este establecimiento de Alcosa una gran jornada de ventas.

Ahora bautizada como pastelería Ricardo, la antigua Serga lleva 42 años en el barrio de Alcosa. Dos establecimientos ofrecen en la zona una amplia gama de pasteles conocidos en muchos rincones de Sevilla, sin duda, por su excelentísima calidad. Pero hay un día en el año en que hasta los dulces diarios de Serga quedan a un lado, el día 5 de enero. Hoy varias torres de roscones se podían ver desde la acera de en frente, cajas amarillas escondían el dulce estrella de este día.

Hasta 1000 roscones pueden vender entre los dos establecimientos. Trufa, nata, nata sin azúcar, sidra y crema son los sabores que se despachan en esta mítica pastelería. Los hay que reservan, aunque son los menos, y los hay que van sin cita previa pero en Serga se atiende a todo el mundo, la variedad y la cantidad están aseguradas. De hecho, el que se queda sin roscón es porque quiere porque Ricardo hoy abre desde las 7.30 de la mañana hasta las 12 de la noche.

Da igual la hora, entrar en Serga es descubrir tras una pila de roscones una importante cantidad de clientes que no duda en depositar su confianza en los roscones de este establecimiento. Con amabilidad Ricardo y sus compañeras despachan un roscón tras otro, un dulce que si ya en la saturnalia romana hacía las bocas aguas en Alcosa deja sin aliento a los clientes de Serga. Así que si aún no disponen de este tradicional producto navideño, sepan que hasta las 12 de la noche podrán hacerse con uno y no con uno cualquiera sino con un roscón que carga a sus espaldas 42 años endulzando la mañana más especial del año.