Las situaciones complicadas pueden sacar lo mejor de un barrio. Es lo que ha sucedido en el Parque Alcosa después de que la familia Lara Rodríguez lo perdiera todo en un incendio a mediados de diciembre. Este sábado los vecinos se reunían en las instalaciones del Club Deportivo Alcosa en un «mundialito» solidario de fútbol a beneficio de esta familia. «Desde el minuto uno nadie ha dejado que me hunda, debo agradecérselo a tantísima gente que me han subido la moral estos días», indicaba a pie de campo David Lara, afectado por el desafortunado incidente junto a su mujer Silvia y su hijo y con quemaduras de segundo grado. Sigue leyendo en Sevilla Solidaria.