Diez años llevaban esperando una poda en la avenida Ciudad de Chiva y sus alrededores. Un trabajo que por ser más complicado de lo normal ha ido saltando de un año a otro, hasta que por fin, a día de hoy, han conseguido lo que tanto tiempo llevan solicitando.

Los vecinos de la plaza Zocodover, la avenida Ciudad de Chiva y sus aledaños llevan una década sin tener que poner plantas que adornen sus balcones porque los árboles de la calle casi eran parte de su mobiliario. En 2003 comenzarían a pedir una poda de los árboles de sus calles y han tenido que esperar hasta hoy para ver los resultados de esa poda.

Aunque el tipo de árbol que afectaba a los vecinos requería unos trabajos complicados, el Ayuntamiento de Sevilla y el distrito Este-Alcosa-Torreblanca ha hecho todo lo posible porque la necesidad de los afectados se sobrepusiese a la dificultad de la poda. Con escucha e insistencia se ha conseguido con éxito, «las características  de estos árboles hacía complicada su poda, pero la necesidad de los vecinos ha hecho multiplicar los esfuerzos para que esta obra se  lleve a cabo en la mayor brevedad posible» comentaba Ignacio Flores, delegado del distrito Este-Alcosa-Torreblanca.

Diez años resumidos en una imagen, porque no hace falta más explicación que en este «antes y después». Los vecinos de esos bloques han descubierto que tras una cortina de hojas verdes había calle, así como se han librado de la insalubridad y las plagas de bichos que podía acarrear el estado en el que se encontraban los árboles. El distrito continúa así su plan de poda que esta dando más de una alegría a vecinos de todas las zonas del distrito.