El portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento hispalense, Antonio Rodrigo Torrijos, ha participado este martes en la acción reivindicativa que un grupo de vecinos de la intercomunidad M.A.-3.1 de Sevilla Este han secundado en la Plaza Nueva para exigir al Gobierno de Zoido una reducción de las rentas de arrendamiento en Emvisesa, adaptándolas a la situación socioeconómica existente.

Una vez allí, Torrijos ha mostrado el total apoyo de Izquierda Unida a la decisión de estas familias de realizar, a partir de ahora, un ingreso mensual de 250 euros por su piso, al tratarse de la cuantía media que en estos momentos de crisis están en condiciones de aportar a la empresa municipal de vivienda.

«Nos parece una iniciativa muy saludable e imaginativa y que, al mismo tiempo, evidencia a las claras la imperiosa necesidad de revisar cuanto antes a la baja unos alquileres que fueron establecidos en época de bonanza y que hoy en día no se corresponden en absoluto con las circunstancias actuales», ha indicado el portavoz de la federación de izquierdas.

Según ha manifestado Torrijos, la medida adoptada por estos vecinos, «que quieren pagar pero que se encuentran al límite», demuestra que el PP «no puede seguir mirando al tendido nueve» y que debe abordar, de manera urgente, una demanda muy extendida entre la mayoría de los inquilinos de Emvisesa.

«El Gobierno de Zoido miente cuando dice que ya está negociando y resolviendo los problemas de las personas con dificultades para afrontar el pago de sus arrendamientos», ha denunciado el concejal de IU, quien ha remarcado que son muchas las comunidades de vecinos que, de un tiempo a esta parte, vienen organizándose y protagonizando protestas para pedir a Emvisesa una rebaja de las cuotas de alquiler en función de los ingresos económicos de cada unidad familiar.

A este respecto, cabe recordar que la federación de izquierdas elevó al Pleno pasado una moción en la que instaba al Gobierno municipal a aplicar una disminución de las rentas de alquiler en los pisos protegidos de Emvisesa, siguiendo el ejemplo de otros municipios en el país (algunos de ellos gobernados incluso por el PP), «pero nuestra propuesta fue rechazada por el Partido Popular», ha lamentado el portavoz de IU.

Así las cosas, Torrijos ha vuelto a reclamar al alcalde que atienda de una vez esta reivindicación de vital importancia. «Primero por justicia social, segundo porque hay que dar una respuesta a una necesidad que afecta a cientos de vecinos y tercero… por puro egoísmo», ha sentenciado el concejal de IU, tras augurar un fenómeno generalizado de impagos en Emvisesa, «si el Ayuntamiento no actúa con rapidez y garantiza pronto a sus inquilinos una renta sostenible y acorde con la realidad que vivimos».

Por último, Torrijos ha asegurado que su fuerza política continuará respaldando todas las movilizaciones vecinales que en lo sucesivo se convoquen y vayan en esta dirección. Y no sólo eso, sino que también ha confirmado la intención de su grupo de presentar al próximo Pleno otra moción encaminada a favorecer un alquiler asequibleentre los sevillanos. «Vamos a hacer todo lo que esté en nuestra mano para colocar este tema en la de manera permanente», ha concluido.