Los restaurantes McDonald’s Este y San Pablo se han unido para llevar a cabo una campaña de recogida de juguetes para las familias más desfavorecidas de los barrios Este, Alcosa y Torreblanca en colaboración con la ONG S.O.S Ayuda Sin Fronteras.

En este sentido, hasta el 31 de diciembre, todos los que lo deseen podrán ayudar a que niños sevillanos pasen unas navidades más especiales, llevando un juguete para ellos a cualquiera de estos dos restaurantes McDonald’s de Sevilla Este.

Para Daniel Morro, gerente del restaurante McDonald’s Sevilla Este, «en un momento tan especial como son las Navidades y en el que los niños son los grandes protagonistas, en McDonald’s hemos querido poner en marcha esta iniciativa solidaria para que las familias con niños con menos recursos económicos también puedan disfrutar de una feliz Navidad».

Francisco Javier Rivas, Presidente de S.O.S. Ayuda sin Fronteras, considera que «de todos los proyectos solidarios y humanitarios que llevamos a cabo, quizás éste sea el más emotivo y bonito que realizamos ya que, gracias a la magia de la Navidad, nos convertimos por unos momentos en Reyes Magos. Y todo esto no sería posible, si no fuera por el enorme corazón de los clientes de McDonald’s, que nos ayudan a ayudar a los más necesitados».

Manuel Parra, franquiciado del restaurante McDonald’s San Pablo, sostiene que, «simplemente con que cada niño reciba un juguete nos damos por satisfechos, ya que es una verdadera pena que haya niños que no puedan vivir la ilusión de la Navidad».

Para colaborar en esta campaña, tan solo es necesario llevar un regalo al restaurante McDonald’s Este o al restaurante McDonald’s San Pablo, preferiblemente sin envolver y a ser posible que no necesiten pilas para su funcionamiento, dado que están destinados a familias con escasos recursos económicos.