El distrito Los Remedios, en coordinación con la delegación de Urbanismo, está llevando a cabo en estos últimos días obras de acondicionamiento del acerado en la avenida Juan Pablo II para permitir la accesibilidad a todo tipo de personas con movilidad reducida, así como para facilitar el tránsito de los peatones que lleven carritos de bebé o de la compra.

De esta forma, estos trabajos están consistiendo en el arreglo integral del pavimento y en la realización de rampas de acceso en la zona de los nuevos bloques de viviendas de Nueva Tablada, entre la calle Alfonso de Orleans y Borbón -conocida popularmente como calle Costillares- y la carretera de la Esclusa.

El objetivo de esta iniciativa, según indica la delegada del Distrito Los Remedios, Carmen Ríos, es doble. Por un lado, se da cumplimiento a una demanda presentada por los vecinos residentes en esa parte de Tablada que solicitaban la ejecución de los rebajes en la acera para dar continuidad a la accesibilidad peatonal. Y por otro, se da cumplimiento a uno de los acuerdos adoptados en la pasada Junta Municipal del Distrito que solicitaba el arreglo integral del pavimento en la avenida Juan Pablo II.