Más de treinta años celebrando esta fiesta y sigue siendo todo un éxito. El colegio San José Sagrados Corazones -Padres Blancos-, ubicado en la calle Juan Ramón Jiménez 22, organiza un año más la tradicional Cruz de Mayo como broche final a las actividades extraescolares que se desarrollan durante el curso escolar. Una fiesta en la que participan profesores, padres y alumnos y donde se involucran todos los departamentos que conforman este centro educativo. Desde las 17.30 horas han comenzado las actuaciones de los grupos de las actividades extraescolares, como los de gimnasia rítmica y sevillanas, en el polideportivo, y será a partir de las 20.00 horas cuando tenga lugar la celebración de la Cruz de Mayo.

«Es una fiesta muy importante del colegio, que se realiza como colofón de todas las actividades extraescolares. Tenemos varias exhibiciones y el momento culmen es la bendición de la cruz, donde los niños ofrecen una flor a la cruz como fruto de su trabajo y se le reza una oración. El coro del colegio cantará «Cerca de ti» y después todos nos vamos a celebrarlo en el patio de hockey», explica Mª Carmen Ortega, coordinadora de actividades extraescolares en el Colegio Padres Blancos. Y es que mediante esta fiesta, concluye una semana cargada de festivales y dedicada a la exhibición de todos los trabajos realizados en las extraescolares, en la que participan niños desde los 3 años hasta los 17 años. «También hoy se realiza un concurso de cruces de mayo, donde las familias que quieran pueden presentar sus pasos, y posteriormente el jurado los valora y les entrega un premio. Además, se dan premios como al mejor deportista del curso o al mejor lector del año», apunta Ortega.

Y para festejarlo, todos pasarán una noche inolvidable en la gran verbena, en la que los padres adquieren un papel fundamental. «Entre muchos padres se ha realizado una cruz de flores de papel, que este año está dedicada al año de la Fe, y pondremos un bar para recaudar fondos para el Damien Institute de Calcuta y Regina Mundi en San Juan de Aznalfarache», sostiene Federico Sánchez, presidente de la Asociación Católica de Padres de alumnos de este colegio. Así, además, esta fiesta tiene tintes solidarios por segundo año consecutivo mediante este bar «benéfico». «Las tapas son a 2 euros y la cerveza a 1 euro. El año pasado, en apenas 3 horas, se recaudó casi 3.000 euros. Tuvo tanto éxito que los 12 barriles de cerveza se acabaron pronto», prosigue. Y es que a esta fiesta de la Cruz de Mayo asisten unas 1.000 personas entre familiares, profesores, y, también, antiguos alumnos.

Una tarde muy animada la que vivirá hoy el Colegio Padres Blancos de Los Remedios, ya que, además de este sinfín de actividades, la asociación de padres ha organizado una Feria del libro, donde se ponen a la venta libros donados por los padres y por algunas editoriales con el fin de recaudar fondos para fines benéficos. Las actividades extraescolares llegan a su fin, coincidiendo con el último día del mes de mayo, y este centro lo celebra por todo lo alto en una fiesta, además, muy solidaria.