Con más de 35 artistas en el escenario, entre actores, músicos, y técnicos, «Chicago, todo es jazz», lleva lo mejor de la interpretación y coreografía a la Macarena.

Por primera vez llega al Teatro Virgen de los Reyes consiguiendo un nuevo éxito y una enorme ovación por parte del público, es la mejor muestra de que con ganas y el talento necesario, es posible hacer teatro musical con un buen nivel de calidad.

Las entradas se agotaron enseguida, completando así el aforo, nadie se ha querido perder este gran fenómeno musical en la capital andaluza. «Chicago, todo es jazz» confirma un nuevo récord de espectadores en el Teatro Virgen de los Reyes.

Ambientada en el Chicago de los años 20, el musical cuenta la historia de «Roxie Hart», representado por Cristina Salvador, una actriz aparentemente inocente que sueña con que el baile y la canción lo que le permitirá abandonar su humilde vida.

La representación narra, en clave musical, la historia de dos mujeres del mundo del espectáculo que, tras asesinar a sus respectivas parejas, tratan de que su caso judicial sea el centro de atención tanto de la prensa de Chicago como de un prestigioso y apuesto abogado.

Este musical se trata de un montaje de la Asociación EscapARTEatro que hace su primera aparición en Sevilla. Llevan ya dos años de tour cosechando éxitos por Andalucía, este musical dirigido por Manuel Halcón e interpretado con música en directo de Jazzy Lola Band, cuelga el cartel de completo en cada actuación.

El proyecto nace con el grupo «Farándula Don Bosco», que tras el éxito de «Grease», se embarca en este nuevo proyecto más ambicioso en forma de «Chicago, todo es jazz». Con una original escenografía, buenas voces, un vestuario elegante y sugerente y unas coreografías espectaculares.

Los asistentes han disfrutado también de la música en directo de la excelente banda de jazz sevillana Jazzy Lola Band, que no solo interpreta todos y cada uno de los temas del musical, sino que deleita al público en los momentos previos al comienzo del espectáculo interpretando los grandes clásicos del jazz mundial.

La interpretación transporta al público al Chicago de los años 20, donde la apariencia lo era todo. Da la sensación de encontrarse en un cabaret de la época donde el exterior no existe, donde todo es jazz. Esta historia contada en directo, habla sobre avaricia, asesinato y el mundo del espectáculo, lleno de canciones. Ha sido calificado como uno de los mejores espectáculos de baile con un magnífico conjunto que lleva a cabo fabulosos bailes coreografiados.

Así el Distrito Macarena a través del ICAS y el Ayuntamiento de Sevilla una vez más proporciona al público un programa variado, de éxito y accesible para todos los públicos. El auditorio ha mostrado su satisfacción y ha aplaudido esta actuación.