El distrito Macarena, a través de la Gerencia de Urbanismo y el servicio de pavimentación del Ayuntamiento de Sevilla, acaba de finalizar hace unos días la renovación de buena parte del acerado de la calle Jara, junto al colegio público Pino Flores. El acerado que se encontraba en mal estado debido al paso del tiempo y el hundimiento y rotura de las mismas ha sido reparado con nuevas losas para un mejor acceso de los vecinos y de los alumnos del colegio que cada día suelen transitar por esta zona para acceder al centro escolar.

En términos generales, la actuación de la Gerencia de Urbanismo ha consistido en la pavimentación y el acondicionamiento de esta calle de paso obligado. Esta intervención de urbanismo se incluye en un plan de mejora de este espacio en coordinación con el distrito Macarena. El trabajo en cuestión ha consistido en la retirada de las antiguas y desgastadas baldosas y la reposición de unas nuevas respetando el área situada junto a los imbornales para el correcto desagüe. Para ello, se ha demolido el firme que había y tras cubrirlo de arena se han colocado las baldosas.

En este sentido, estas mejoras suponen para los vecinos «un alivio» ya que no tendrán que sortear obstáculos. Asimismo, se han ejecutado estas obras para este nuevo acerado y de igual modo, se ha repavimentado el acerado de la calle Doctor Pedro Albert y Avenida de la Barzola junto al colegio Pío XII. Este enclave por el que cada día pasan un importante número de alumnos del centro público Pino Flores «supone una destacada intervención de mejora».