La delegada del Distrito Macarena, Evelia Rincón, ha inaugurado oficialmente este jueves  la exposición de los talleres en la segunda planta del Hogar Virgen de los Reyes en la sala 205 A, B, C. La visita ha comenzado con el taller de pintura, impartido por Lola Lobo y bisutería y tocados, cuero y complementos impartido por Juana Alcázar, los alumnos han recibido a la delegada con agrado, reconociendo y agradeciendo la oportunidad que les da el distrito de participar en los talleres, ha continuado con los talleres de bordados, Mercedes Rodríguez ha explicado de forma detallada como se realiza la elaboración de una bordado para mantón, fotografías de la modalidad callejera, creativa y básica de temática variada, marquetería y el taller de manualidades para personas con discapacidad.

Evelia Rincón ha conversado con las alumnas que desde primera hora de la mañana han estado custodiando las obras. La delegada se ha sorprendido ante las habilidades que tienen los alumnos y la cantidad de piezas que se han hecho durante el curso. Los alumnos se han mostrado muy felices con el resultado obtenido y sobre todo al haber aprendido en muchos casos una profesión y afición que les reporta beneficios tanto físicos como psíquicos.

Como ha indicado más de una alumna «los talleres nos han aportado muchas satisfacciones, salimos de casa, nos despejamos y de camino realizamos una afición muy bonita que nos reporta autoestima y ocupación en nuestro tiempo libre».

Milagros indica que «me encantan las manualidades, llevo muchos años practicando y este año están muy de moda las muñecas de ‘goma de eva’, a estas muñecas no les falta un detalle, desde los cordones de sus zapatos, hasta minúsculos bolsos». En el taller de bisutería, cuero y complementos había artículos realmente curiosos, bolso con cd incorporado para crear un efecto festivo, pendientes con chapas recicladas, zapatos de crochet, bolsos con la figura de Dora la Exploradora realizados en fieltro.

La anécdota de la mañana la ha protagonizado una usuaria que llegaba con un poco de retraso con un fantástico reloj labrado en madera, ha querido que la delegada entrara con ella para apreciar la belleza de la obra, «estoy enferma y la marquetería me da vida».