El Servicio Municipal de Parques y Jardines, en coordinación con el Ayuntamiento de Sevilla y el Distrito Macarena, continúa con las labores de poda del arbolado urbano en las calles del Distrito Macarena.

En este sentido, las tareas han comenzado en la prolongación de la calle Jorge de Montemayor, con el objeto de sanear el arbolado de especie brachychiton populneus, junto a una zona de paso escolar colegio Arias Montano. Con esta intervención, además de continuar dando sombra, se mejora notablemente tanto el aspecto de esta especie como la visibilidad de los residentes.

Para esta intervención, al ser árboles de gran envergadura, los operarios han estado equipados con maquinaria adaptada a la altura y protecciones, debido a la extensión de los olmos como especie de importantes dimensiones.

Esta especie puede alcanzar los 10 metros de altura. El brachychiton necesita una exposición soleada y es ideal para lugares de clima mediterráneo. Pueden soportar heladas esporádicas y también ciertos períodos de sequía. Los riegos de esta especie son más bien moderados.

Esta actuación se une a la realizada recientemente en la avenida de la Barzola. Las mejoras en este sentido vienen a favorecer la situación del arbolado del Distrito Macarena, con el propósito de que sus vecinos puedan disfrutar de su entorno en la ciudad. Este es un trabajo progresivo que con la llegada del otoño y el invierno aumenta, para permitir que cada especie continúe y pueda desarrollarse con normalidad.

La poda se practica en diferentes modalidades, poda de mantenimiento, poda de terciado, poda en altura, de saneado, de resfaldado y apeo. Estas podas de mantenimiento son fundamentales y necesarias para eliminar elementos comunes, ramas secas que puedan tener riesgo de rotura, que estorben el paso de personas o que estén en contacto con cables o edificios. Este tipo de intervenciones también sirve para aclarar la copa de ramaje excesivo.