Desde el Área de Seguridad y Movilidad y a petición del Distrito Macarena se han pintando los pasos de peatones de la Avenida de San Lázaro que conectan con las calles Playa de la Antilla, Playa de la Jara y Playa de Conil en la barriada del Cerezo.

Con esta actuación se pretenden que el discurrir de los vecinos por esta zona que también se encuentra próxima a colegios y escuelas infantiles así como la de sus familias se realice con total seguridad a la entrada y salida de los centros educativos.

De este modo, los ciudadanos podrán comprobar cómo en sus barriadas se van repintando los pasos de peatones, al igual que otras marcas viales como la línea amarilla dedicada a la parada y estacionamiento del transporte público, las señales de ceda el paso, o las reservas de aparcamientos para personas con movilidad reducida. De esta manera, se han ido repasando las señales pertinentes en otras calles adyacentes y de menor trazado, según las necesidades de cada zona.

Se trata de una tarea imprescindible, un trabajo de mantenimiento continuado que se realiza durante todo el año y pretende preservar la seguridad del ciudadano de a pie frente a la circulación de vehículos. Este trabajo de mantenimiento toma más relevancia ya que se trata de garantizar la seguridad de los ciudadanos, apuntan fuentes municipales.