El Servicio Municipal de Parques y Jardines, a petición del Distrito Nervión, ha concluido una importante labor de desbroce en el exterior del Centro Cívico Ranilla. Aproximadamente, unos 600 metros cuadrados se han visto «manifiestamente mejorados», según la delegada, Pía Halcón, tras una intensa labor consistente en la eliminación de la maleza y malas hierbas que «han dotado al exterior de este magnífico centro cívico de una imagen acorde con la calidad de sus instalaciones».

Además de eliminar todas estas hierbas, las raíces han sido tratadas directamente con un herbicida que evitará en un futuro que vuelva a aparecer esta cantidad de maleza. El desbroce era una de las medidas más urgentes y necesarias que debían llevarse a cabo ya que, según algunos usuarios del centro, «los matojos alcanzaban casi dos metros de altura».

«Debido al abandono que ha sufrido este espacio durante los últimos años, el desbroce que se ha realizado ha sido de gran importancia», puntualiza Halcón, ya que tras su puesta en funcionamiento el pasado mes de febrero, el Centro Cívico Ranilla se han convertido «en uno de los grandes ejes culturales del distrito, ya que son innumerables las instituciones, asociaciones y hermandades que nos lo solicitan para celebrar en él sus actividades», asegura.