Joaquín Vidal lleva al frente de la presidencia de la asociación de vecinos La calzada casi desde los inicios de su existencia. Ésta nació en el año 2004 con el fin de evitar que en el barrio de Nervión en el que se encuentra cedieran un edificio para viviendas sociales. «Ya teníamos el cupo cubierto en la zona, contábamos en aquel entonces con dos bloques para viviendas de este tipo y no queríamos tener un tercero», ha declarado Vidal.

Finalmente, tras mucho papeleo y reuniones con las administraciones consiguieron su propósito. A partir de ese momento, «vimos que si nos uníamos todos los vecinos, al menos podríamos luchar por nuestros intereses», ha confesado Vidal. De esta manera se fue construyendo esta organización que tiene ya 9 años y su presidente presume «damos mucha guerra y somos muy reivindicativos porque pretendemos lo mejor para nuestro barrio, aquí vivimos muchas personas mayores y queremos tener buenas condiciones».

Como él dice, hay veces que se consiguen las cosas y otras que no, pero «por nosotros no va a quedar». Nuevas farolas, adecentamiento de los acerados y recientemente el servicio de Parques y Jardines, a través del distrito de Nervión, les ha limpiado y desinfectado la zona de juegos del parque de Santa Juana Jugán.

Cuenta que las cosas han cambiado mucho desde que se fundó la asociación «ahora todo es mucho más fácil gracias a las nuevas tecnologías, hoy día, haces una foto a cualquier detalle en el que veas un desperfecto, lo mandas por WhatsApp y listo». Estos vecinos utilizan este método para hacer sus denuncias a los trabajadores del distrito Nervión, además Joaquín añade «tenemos más accesibilidad a la delegada, Pía Halcón, gracias a que tiene sólo este cargo y se dedica mucho más al barrio».

A pesar de la buena comunicación que existe entre la asociación y el distrito, hay cosas que estos vecinos siguen pidiendo, entre ellas que haya algún centro de día para mayores por la zona y que pongan un microbús para que los ancianos residentes en el barrio puedan moverse con más facilidad por Nervión. Hasta el momento sus peticiones han sido escuchadas, sólo esperan que siga siendo así y de esta forma mejorar las condiciones de vida de todos.