Por todos es sabido, que como cuenta la leyenda, Papá Noel vive en una región helada del Polo Norte con su querida esposa Mamá Noel y una gran número de duendes navideños que le ayudan a hacer los regalos para los niños de todo el mundo. Lo que todavía nadie sabe es que Santa Claus, su mujer y todos sus duendecillos se trasladarán temporalmente en Navidades a la popular plaza del Centro Comercial Nervión Plaza en la avenida de Luis de Morales.

Dentro de muy poco, a principios del mes diciembre, Papá Noel hará su llegada triunfal a Sevilla. Miles de niños, y no tan niños, esperan este acontecimiento que ya el año pasado fue todo un éxito. En temporadas anteriores en el medio del centro comercial se instalaba una pista de patinaje con motivo de la festividad navideña. En 2011 se cambio la actividad y el centro de la plaza se convirtió en el lugar más conocido de Laponia, el poblado de Papá Noel.

Durante las fiestas del año pasado el punto de encuentro de muchas familias fue esta réplica del pueblo de origen de Santa Claus. Todos los sevillanos y turistas que lo deseasen podían disfrutar de una experiencia inolvidable visitando la casa del conocido gordinflón.

La atracción tendrá más de 140 metros cuadrado en los que sus dos queridas mascotas, el reno Rudolf y el elfo Marcel estarán trabajando día y noche con sus poderes mágicos para que todos los niños de la ciudad tengan listos sus regalos en la mañana del 25 de diciembre.

Esta actividad se enmarca dentro de un programa muy especial que se diseña en Sevilla para que las fiestas más frías del año sean un poco más cálidas y sigan adquiriendo la importancia que tiene esta celebración entre los ciudadanos.

Actualmente se está finalizando la construcción del hogar de Santa, para que cuando llegue se sienta como en casa, y pueda atender a los más pequeños y tener conversaciones con ellos para ver como se han portado durante el año, hayan sido buenos o malos, seguro que Papa Noel tiene un regalo para cada uno de ellos.