La mañana han transcurrido con normalidad en el Distrito de Nervión, salvo algunas incidencias de carácter leve. A primera hora del día ha habido un piquete informativo por la zona del Hotel Lebreros, situado en la calle Luis de Morales, pero sin incidentes.

A las 10 de la mañana la avenida San Francisco Javier y la calle Luis de Morales, centro neurálgico de bares y comercios, operaba con total tranquilidad. Cuatro parejas de policías a caballo han flanqueado El Corte Inglés pero no han tenido que intervenir ya que no se ha registrado ningún conflicto, aunque la mayoría de los trabajadores han accedido al recinto por el sótano para evitar problemas. El propietario del quiosco situado en la plaza de este centro comercial ha asegurado que, «la mañana ha transcurrido de manera habitual, de todas formas, no recuerdo que esta zona, desde que trabajo aquí, haya sido muy problemática».

Muchos de los comerciantes del barrio de Nervión se han encontrado a primera hora de la mañana las cerraduras de sus lugares de trabajo selladas con silicona. También es el caso de los bancos, como por ejemplo el BBVA o el Banco Popular de la avenida San Francisco Javier. La cadena de pizzerías, Telepizza, o el supermercado Día de la calle Eduardo Dato han tenido el mismo problema en la puerta de sus locales. Esta ha sido la práctica generalizada que han llevado a cabo algunos de los asistentes a la huelga general.

Las trabajadoras de la tienda de complementos Firenze han asegurado que han abierto un poco antes para no tener inconvenientes en la hora punta, pero comentan, que se han asomado a la avenida principal y que la calle estaba como todos los días. «No sabemos si los que secundan la huelga tendrán razón o no, lo que sí puedo decir, es que tal y como está el país no es el momento de perder un día de trabajo y por lo tanto de ingresos».

Por otra parte, otros han preferido ejercer su derecho a huelga y han colgado el cartel de «cerrado por huelga», es el caso del restaurante japonés Sakura, que durante el día de hoy se mantendrá cerrado.