La pintura al óleo es uno de los talleres que, año tras año, logra aglutinar a más gente y vecinos del distrito en su clases, de hecho, muchos repiten cada curso y son ya unos verdaderos artistas con obras alabadas por los monitores del norte.

Cinco cursos en todo el distrito, dos en el centro cívico de San Jerónimo, uno en Valdezorras (SAFA) y otros dos en el centro cívico Entreparques, mezclan las capacidades de pintar que tienen los adultos por un lado, y los más pequeños por otro.

«Buscamos trabajar con la pintura al óleo y con bocetos sobre objetos reales que es como realmente se aprenden mejor las dimensiones», explica uno de los monitores del taller.

Con alumnos que experimentan por primera vez con este arte, y con otros que ya son pintores en potencia por la práctica que acumulan y la experiencia que tienen en este taller, esta actividas vuelve a ser protagonista. Todas sus obras se podrán ver expuestas en la fiesta de clausura de talleres que tiene lugar todos los años a final de curso.