San Jerónimo celebra el Día del Rugby Templete de San Onofre en las instalaciones de la Escuela de Rugby San Jerónimo situada en los límites de dicho barrio en el Distrito Norte. Una jornada de las que, para los amantes del deporte de quince contra quince, son imprescindibles, ya que conlleva reencontrarse con viejos amigos, conocer nuevos enamorados del rugby, descubrir a futuras promesas de dicho mundo.

Familias enteras acudieron a presenciar el espectáculo que ofrecieron las escuelas sub8, sub10 y sub12 de la Federación Andaluza de Rugby, la cual estuvo representada por su mayor exponente, su presidente Juan José Silva quien contó que «eventos como estos hacen grande al rugby, son días que deberían producirse más a menudo. Desde la Federación Andaluza de Rugby apoyamos todas estas iniciativas».

También se pudieron presenciar partidos entre equipos de nivel nacional que vinieron a dar una exhibición del rugby patrio. El «XV Matusalem de San Cugat» fue buen ejemplo de ello, y tuvo su recuerdo preceptivo en forma de giraldillo en miniatura para que esta visita a Sevilla tuviera su detalle material. A ellos se enfrentaron los veteranos del rugby sevillano, protagonistas del día por lo que suponían para ellos reencontrarse con su pasión por este deporte. Disfrutaron muchísimo y algunos como el caso de Baldomero Aldana que estuvo jugando durante 35 años a rugby nos lo expresó “es reencontrarte con amigos, con el deporte que te ha marcado, son días especiales. Ya no estoy como antes, pero merece la pena venir por todo”.

Risas, deporte y un deseado «tercer tiempo» tras los partidos que unió, más si cabe, a todos los asistentes al día del rugby. Entre esos asistentes estuvieron el propio delegado del Distrito Norte Juan García Camacho y el presidente del Club Deportivo San Jerónimo de Rugby, Antonio del Alba. «Son de esos días en los que te sientes orgullosos de ser amante del rugby», admitió del Alba. «Para nosotros es una alegría que eventos como estos tengan su lugar en el Distrito Norte y siempre van a tener nuestro apoyo», fueron las palabras de Juan García Camacho.

En definitiva, un día en el que el rugby volvió a ser motivo de amistad y encuentro.