El portavoz del Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Sevilla, Juan Espadas, ha alertado del «trato infame» que están sufriendo una serie de familias de San Jerónimo en situación de emergencia social y con menores a su cargo que están habitando sin relación contractual una serie de viviendas de Emvisesa que se encontraban vacías. Sin embargo, señala que cuando se han dirigido a la empresa municipal de la vivienda para intentar «normalizar» la situación y pedir un lugar donde poder habitar, ésta les «denuncia para que les corten el agua».

En este sentido, Espadas ha explicado a Europa Press que además de denunciar la situación en la ciudad en materia de viviendas protegidas ante la Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, se estudiará si la acción del gobierno de Juan Ignacio Zoido «vulnera alguno de los derechos fundamentales», teniendo en cuenta la existencia de menores en las viviendas y la «delicada situación de unas familias a las que la única alternativa que el gobierno local les da es que se vayan a la calle».

«Lo ultimo que se pueda hacer es negar el agua y encima a unas familias que lo único que quieren es regularizar su situación», alerta Espadas, que estuvo con estas familias este jueves para comprobar la situación en la que se encuentran. Así, insiste en la «grave» actitud de Zoido al otorgar un trato «infame y vergonzoso» a estas personas que «sólo» pide tener un alquiler social, teniendo en cuenta además que «continúan existiendo innumerables viviendas de Emvisesa completamente vacías, pese a la situación de los ciudadanos a los que no se les da respuesta».

Espadas explica que estas viviendas públicas vacías en San Jerónimo están siendo ocupadas por personas que «tratan de regularizar la situación y tener vivienda, ya sea ahí o en otro lugar, pero cuando comunican que están en estas viviendas, Emvisesa en vez de darles asesoramiento para decirles como hay que actuar y ver en qué lugar se pueden ubicar, Emvisesa da la comunicación a Emasesa para que les corte el agua».

Recuerda que el informe de Becerril hacía hincapié en las viviendas vacías publicas ocupadas por persona en situación de emergencia social, indicando que en estas de san Jerónimo existen menores y «no pueden estar en la calle». «Es un trato absolutamente infame a personas en situación de emergencia social con menores y sólo se les da la opción de ponerlos en la calle, a pesar de que en otras áreas como Pino Montano también existen viviendas vacías», recalca.

Tras criticar que no se esté haciendo «nada» en esta materia, «a pesar de los casos denunciados por el PSOE a inicios del verano», Espadas lamenta que una empresa pública como Emvisesa esté dirigida por «alguien sancionado por el Banco de España, ante lo que Zoido no ha dicho esta boca es mía». «Tiene una empresa que no hace su trabajo y que está sancionado por el Banco de España por su mala gestión en Cajasur, mientras el alcalde hablaba de que contrataría a alguien de reconocida valía y ahora sigue callado», concluye.