La Junta Municipal del Distrito Norte ha aprobado instar al Pleno Municipal y a los gobiernos autonómico y nacional a «abandonar las políticas militaristas que trae tanto sufrimiento a los pueblos». La moción, presentada por Izquierda Unida salió adelante con los votos a favor de PSOE, IU y varias asociaciones vecinales. Los miembros del Partido Popular votaron en contra.

«Desde hace más de cuatro años asistimos con estupor a cómo nuestros soldados ejercen tareas de ocupación militar de otros países: Afganistán, Líbano, bombardeos en Libia y, últimamente, prestando cooperación necesaria para la guerra en Mali, defendiendo intereses espurios de empresas multinacionales de otros países. Causándole dolor y atrasos económicos a estos pueblos», exponía la propuesta, leída en la Junta Municipal celebrada el pasado miércoles 6 de marzo por el portavoz de IU, Antonio Muñoz Blanco.

En la propuesta se hacía mención a «cien soldados muertos y unos gastos militares desorbitados». «Cuando se están recortando en políticas de empleo, pensiones, sanidad o educación», matizaba la moción.

El PP, en contra

Ya en la explicación de voto, la portavoz del Partido Popular, Lourdes Preciado, desmintió tales afirmaciones del representante de IU. «Los gastos militares en España han ido bajando anualmente, quedando aproximadamente en torno al uno por ciento del Producto Interior Bruto; la mayor parte, destinándose al pago de personal», defendió Preciado. «El presupuesto de Defensa es uno de los más bajos de España, solo por delante de países como San Marino, Islandia o Luxemburgo», explicó.

Tras la respuesta de la portavoz popular, el representante de IU, Antonio Muñoz, replicó que «en Afganistán y Mali, el ejercito español está defendiendo intereses comerciales de Estados Unidos y de Francia».

La réplica volvió de parte de la bancada popular con la intervención de Bartolomé Sánchez, quien lamentó el «oportunismo» de IU al presentar esta moción. «Estoy en contra de todas las guerras pero, en los casos mencionados, se están produciendo casos de explotación infantil, cometiéndose crímenes y llevándose a cabo prácticas en contra de la libertad de la mujer», defendía Sánchez.

Temas que trascienden a una Junta de distrito

En las asociaciones, voces discrepantes con las propuestas no referidas directamente en el día a día de las cuestiones del distrito. «Tratar temas como Irak o Afganistan en una Junta Municipal de Distrito es ilógico cuando estos son asuntos que se discuten en el Congreso de los Diputados», criticó el representante del Centro Cultural y Deportivo Ferroviario de Sevilla, Martín Holanda.

Un punto este en el que también coincidió el delegado del Distrito Norte, Juan García Camacho, quien rogó a los participantes de la Junta que se presentasen temas «que afecten a cuestiones relacionadas con el Distrito» y que se eviten temas que «son competencia de Junta de Andalucía y Congreso de los Diputados».