El portavoz de Izquierda Unida (IU) en el Ayuntamiento de Sevilla, Antonio Rodrigo Torrijos, ha reclamado este miércoles al Gobierno de Zoido una actuación urgente y coordinada entre el IMD y la Delegación municipal de Seguridad a fin de dotar de vigilancia y mantenimiento al polideportivo de Aeropuerto Viejo y de frenar la oleada de robos y destrozos que se vienen produciendo en estas instalaciones desde el año pasado.

«Exigimos al alcalde que adopte las medidas oportunas de una vez para que el IMD recupere la gestión de este centro deportivo, que hoy por hoy se encuentra totalmente abandonado a su suerte», ha criticado Torrijos. Así, ha  anunciado que su grupo político llevará una moción sobre este tema al próximo Pleno en la que «pediremos al Ayuntamiento que elabore un plan de remodelación de este equipamiento y retome cuanto antes el proyecto de implantación de pistas de césped artificial en el mismo».

Según ha explicado el portavoz municipal de IU, con esta propuesta «tratamos de responder a una demanda muy generalizada entre los vecinos de Aeropuerto Viejo», algo que él pudo comprobar personalmente en una visita recientemente realizada a esta barriada, donde constató el «deplorable, ruinoso e impracticable» estado de este centro deportivo. «Aquello no parece Sevilla, sino Bosnia en plena guerra», ha enfatizado.

Para Torrijos, resulta evidente la responsabilidad del Gobierno de Zoido en este asunto tan grave: «Primero por haber retirado en su momento la vigilancia del polideportivo y, segundo, por haberse quedado de brazos cruzados ante las numerosas y reiteradas denuncias sobre robos, actos vandálicos, ausencia de mantenimiento… que los habitantes de esta zona le han venido trasladando en los últimos meses».

«Ya es hora de que el Ayuntamiento reaccione y actúe ante este problema», ha aseverado Torrijos, quien, no obstante, ha aclarado que la del polideportivo no será la única demanda vecinal de la que IU se haga eco en su moción sobre Aeropuerto Viejo. Junto a esta reclamación –ha precisado-, «también plantearemos una serie de propuestas que tienen que ver con la vivienda, con el transporte público y con las deficiencias que en este barrio existen en materia de infraestructuras viales, limpieza, seguridad o mobiliario urbano».

Así, entre otras cosas, Izquierda Unida solicitará al Gobierno local intervenciones encaminadas, por un lado, a solventar la falta de marquesinas en las paradas de autobuses y de acerado en determinadas calles y, por otro, a mejorar el tráfico rodado en el territorio, ya sea mediante la poda de determinados árboles que dificultan la visibilidad a los conductores, mediante la colocación de un semáforo en la rotonda de entrada a la barriada, o mediante una redistribución más racional de los puntos de recogida de residuos sólidos.

En palabras de Torrijos, con esta iniciativa IU pretende ser «el altavoz de las reivindicaciones de los vecinos de Aeropuerto Viejo», un barrio –ha recalcado- que «también es Sevilla, aunque desgraciadamente no lo parezca a juzgar por el injusto olvido al que lo tiene sometido el Gobierno de Zoido».

Cabe recordar que, además de esta propuesta, la federación de izquierdas defenderá en el Pleno otras mociones que versan sobre el recurso de inconstitucionalidad presentado por el Gobierno central contra el decreto anti-desahucios de la Junta de Andalucía, la reforma de la administración local y la nueva ordenanza de mercadillos ambulantes. Finalmente, IU preguntará al alcalde por las irregularidades de la VPO del concejal del PP, Juan García Camacho, y requerirá al Ayuntamiento el realojo de Reyes Marvizón, una inquilina de renta antigua que será desahuciada próximamente debido a una sentencia judicial que declara en ruinas el edificio donde vive.