El Ayuntamiento de Sevilla, a través del Distrito Norte, ha empezado la segunda fase de la iluminación de la ribera del Guadalquivir, en en entorno del barrio de San Jerónimo. En esta ocasión, se intervendrá la zona del paseo próximo al río para dotar de más farolas el entorno, una petición histórica de los vecinos del distrito Norte.

La primera fase de iluminación, ya finalizada, ha correspondido a la entrada y la pasarela que une esta zona con el parque del Alamillo entre una orilla y otro. Estos primeros trabajos también han supuesto la colocación de las papeleras y los bancos, inexistentes en la zona. Una medida puesta en marcha por el Distrito Norte en las últimas semanas.

«Era algo demandado por los vecinos de la zona desde el inicio de la nueva parte de parque y paseo. Ahora hay más horas de luz, pero en invierno sin iluminación artificial es complicado pasear por aquí más allá de las seis de la tarde», ha explicado el director del Parque de San Jerónimo, José Barranca.

Por su parte, el delegado del Distrito Norte, Juan García Camacho, ha mostrado su satisfacción por hacer podido finalizar con éxito esta primera fase. «Es algo que nos comprometimos a mejorar y por ello seguimos trabajando para que se lleve a cabo en su totalidad, desde el principio hasta el final», ha defendido García Camacho.

Las distintas fases de las que costa la iluminación en el parque y en la ribera del río en la ampliación del parque San Jerónimo supone un coste de un millón de euros.