25 años llenando las alacenas del barrio de Pino Montano. Los placeros del mercado descubren una placa para agradecer a este barrio del Distrito Norte su «apoyo y fidelidad». Para celebrarlo, han organizado actividades con las que alegrar las compras.

Un coro cantando villancicos, los tres Reyes Magos y algunos pajes repartiendo caramelos y dos jóvenes Santa Claus ofreciendo queso, jamón y vino a los clientes. Los transeúntes que en la mañana de este viernes han realizado sus compras en la plaza de abastos se han encontrado una jornada festiva y puramente navideña.

«Ojalá todos los días fuesen así», confiesa la presidenta de la Asociación de Comerciantes del Mercado de Pino Montano, Ana Gallardo. «Es nuestra forma de decir gracias y de involucrarnos con un barrio que nunca nos ha dado la espalda», asegura Gallardo. «Este es un barrio humilde y castigado que se dedica a comer y a vivir sin grandes lujos», detalla.

La presidenta ha descubierto la placa de homenaje que se ha instalado en una de las puertas interiores del mercado. En el acto también ha estado de delegado del Distrito Norte, Juan García. «La labor que los placeros realizan con el barrio es digno de alavar», ha destacado García.

El mercado «se ha convertido en el centro neurálgico del barrio de Pino Montano», detalla. «Hay una simbiosis importante entre la plaza y el resto de asociaciones y agentes del barrio», ha elogiado García. «Tiene mucha vida y es uno de los puntos singulares de esta zona de la ciudad», asegura el delegado.

«Ellos se entregan a nosotros y por nuestra parte solo podemos garantizar que no les falte de nada y que encuentren en nosotros un lugar cómodo y agradable», agrega la presidenta. Entre los principales valores de este mercado: «los precios asequibles y la confianza con sus clientes». «Ellos nos cuentan sus penas, sus alegrías, nos felicitan el cumpleaños, el santo, nos preguntan por nuestra familia y nosotros a ellos», explica Gallardo.

En paralelo a esta actividad, los placeros también han realizado el sorteo de la cesta de Navidad entre todas las papeletas que se han entregado a cambio de kilos de comida, juguetes y material escolar que se ha recaudado y que se donarán a los niños del hospital Virgen del Rocío.