Los placeros del Mercado de Pino Montano ven como pasan los días sin que se acometan las obras de sus instalaciones. La reforma del pavimento que estaban prevista para el puente de la Inmaculada, a principios de diciembre, sigue prorrogándose sin que se concrete una fecha. Los comerciantes se sienten «engañados».

«Nos prometieron algo que no están cumpliendo», critica la presidenta de los placeros del Mercado de Pino Montano, Ana Gallardo. Las instalaciones, dependientes de la delegación de Empleo, Economía, Fiestas Mayores y Turismo, requiere de una reforma habida cuenta de las «numerosas deficiencias estructurales» que el equipo de gobierno detectó al llegar a la alcaldía, según indicó en su última visita el alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido.

En concreto, se prevé actuar en el saneamiento, «que provoca muchos daños en el garaje», y en las cubiertas, tanto superiores como inferiores. Problemas que se multiplican cuando llueve en la ciudad.

El último cambio de fechas en el inicio de las obras estaba justificado por la cercanía de las mismas con las navidades, uno de los picos de ventas en este mercado. En este caso, el retraso fue solicitado por los propios placeros. Una situación que dista de la actual.

«No nos comunican nada, nuestros abogados están continuamente en contacto con la delegación de Gregorio Serrano y la respuesta siempre es la misma; nos dicen que el dinero está aprobado pero que todo depende de la firma de los técnicos municipales», explica la representante de los placeros.

Febrero y marzo, meses de ventas

El problema es que febrero y marzo son meses tradicionalmente buenos para las compras en el mercado y los comerciantes no quieren echar las persianas en esas fechas. «La fecha límite es la última semana de enero; si no, habrá que esperar hasta agosto», segura Gallardo.

«Somos 36 comerciantes con sus respectivas familias y no podemos hacer experimentos, no estamos dispuestos a cerrar más allá de esa fecha», advierte la presidenta. «No podemos», insiste.

La representante de los placeros lamenta esta situación dado que hasta la fecha, «la relación con el Ayuntamiento ha sido muy buena» y no se explica «qué motivos está llevando a tantos retrasos», se pregunta Gallardo. «Con el Distrito no tenemos ningún problema, todo lo contrario, siempre están atentos a nuestras peticiones; pero qué pueden hacer ellos, cuando esta situación no es de su competencia», esgrime la presidenta.

Los placeros anuncian posibles movilizaciones para que sean atendidas sus peticiones. «Y si es necesario, aunque no creo que sea necesario, llevar a la justicia este tema», ha anticipado Gallardo.

El Mercado de Pino Montano ha cumplido en 2012 sus bodas de plata. El pasado mes de diciembre descubrían una placa agradeciendo el apoyo y fidelidad de este barrio sevillano con los placeros.